Escucha esta nota aquí

La alcaldesa de El Alto, Eva Copa, estuvo al margen hasta ayer de los conflictos por el proyecto de ley contra ganancias ilícitas. La autoridad expresó que existe “preocupación” de algunos sectores por la normativa, en especial de los dueños de los “cholets”, los emblemáticos y ostentosos edificios que se construyen desde hace años en la urbe alteña.

“Hay dueños de cholets que han manifestado su preocupación sobre el congelamiento de cuentas que puede haber a simple denuncia y luego se podría intervenir sus cuentas para una investigación profunda”, afirmó Copa.

La alcaldesa de El Alto lamentó que el Senado no haya invitado a varios sectores alteños para la socialización del proyecto de ley Contra la Legitimación de Ganancias Ilícitas, Financiamiento del Terrorismo y Financiamiento a la Proliferación de Armas de Destrucción Masiva o no Convencionales. “Hemos esperado la socialización de la ley por la Comisión de Constitución de la Cámara de Senadores, lamentablemente no se nos ha hecho partícipes”, reprochó la autoridad.

El concejal de El Alto, Rogelio Maldonado afirmó que Copa no solo expresó la preocupación de los dueños de los “cholets”, ya que se acercaron -dijo- otros sectores para manifestar sus inquietudes sobre la norma. “Es una preocupación de todos. La ciudad de El Alto surgió por los cuentapropistas, por los distintos trabajos de los ciudadanos”, dijo.

Comentarios