Escucha esta nota aquí

En el MAS existe un antes y un después del sillazo que recibió Evo Morales en la cabeza durante el ampliado en Lauca Ñ. La semana pasada el presidente del Senado, Andrónico Rodríguez, anunció que este sábado 26 de diciembre el jefe de partido de Gobierno tenía previsto dirigir una reunión ampliada en Chapare para evaluar a los ministros de la gestión de Luis Arce. Ayer, la dirigencia del MAS e integrantes de la Asamblea Legislativa Plurinacional revelaron que la agenda cambió, y que será un ampliado sindical para revisar la coyuntura política.

El presidente de la Cámara Alta adelantó que sería un encuentro al que se iba a invitar a los dirigentes nacionales departamentales, pero también al gobierno central, “a los ministros”, especificó.

Pero la semana pasada, mientras Morales participaba en un ampliado en Lauca Ñ, fue agredido verbalmente y recibió un sillazo en la cabeza. El exmandatario señaló que fueron infiltrados de la derecha y luego, un militante de su partido confesó que lanzó la silla, pero alegó que tuvo mala puntería, porque su intención era defender al exmandatario.

El senador y dirigente cocalero del MAS, Leonardo Loza, consultado por este medio, señaló que el día después de Navidad, efectivamente se realizará un ampliado en el trópico de Cochabamba. “Pero, quiero aclararle que se ha cambiado el sentido de esa reunión, no estarán invitados los ministros y será de nivel sindical y orgánico”, aclaró.

El expresidente Morales dirigirá el encuentro desde la testera. “Evaluaremos los efectos del golpe de Estado, cómo de manera democrática hemos logrado derrotar y, también, lo que se viene, es decir, cómo vamos a enfrentar las subnacionales”, señaló Loza.

El dirigente de los ponchos rojos, Pedro Lucana, manifestó que los sectores sociales no están de acuerdo con la selección de varios ministros que conforman el gabinete del presidente Luis Arce. “Ese es un tema que tenemos que tratarlo con él. El compañero Evo Morales es el jefe del partido, puede aconsejar, pero no tiene por qué evaluar a los colaboradores de Arce. Nuestro presidente es el que tiene que hacerlo, nosotros solo podemos sugerir los cambios necesarios. Incluso en ese caso, él tendrá la última palabra”, complementó.

Por su parte, Teodoro Mamani, dirigente de la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (Csutcb), quien actualmente ocupa el cargo de director ejecutivo del Sernap, manifestó que “hoy nuestro presidente es Luis Arce. Él y el vicepresidente David Choquehuanca son los que pueden hacer una evaluación del gabinete. Evo Morales es el máximo dirigente de la dirección nacional del partido. No quiero decir que sea una intromisión, pero no le corresponde evaluar ministros”.

Desde Santa Cruz, el dirigente del MAS y exconcejal Oswaldo ‘Chato’ Peredo afirmó en el programa Influyentes de EL DEBER Radio que él sí lo calificaría como una intromisión. “Evo no es el gobernante. Es un líder histórico, hay que respetarlo. Sus consejos pueden ser valiosos porque fue gobernante durante bastantes años, inclusive podemos decir que el que más duró en su gestión, pero indudablemente primero está la democracia para asegurar la prolongación y la vida del MAS. Y él ya no tiene nada que evaluar en el Gobierno”, dijo al oponerse a su “caudillismo”.

Comentarios