Escucha esta nota aquí


La falta de acceso a servicios básicos, alimentación y condiciones extremas de bajas temperaturas inferiores a cero grados aumentan el drama y deterioran la salud de conductores del transporte pesado internacional ‘atascados’ en Chungará-Tambo Quemado, paso fronterizo con Chile.

Dirigentes del sector denuncian que son al menos 1.300 choferes y unidades de transporte frenados en dicho punto debido a la insuficiente cantidad de personal de sanidad del vecino país para realizar las pruebas anticovid (antígeno nasal), examen que exigen las autoridades de Chile para ingresar a su territorio. Los horarios de atención son otro obstáculo. 

“Los carros que ofrecen comida cumplen con ese cometido una vez al día. Los transportistas del final de la ‘cola’ pasan hambre. Para rematar hace mucho frío y este fenómeno climatológico adverso ha empezado a pasar factura a varios transportistas”, relató el presidente de la Cámara Departamental de Transporte Pesado de La Paz (Cadetrans), Ramiro Sullcani. 

El dirigente estimó que por día pasan unos 150 camiones, cifra irrisoria considerando que hay unos 1.300 camiones congestionados y un solo funcionario de sanidad chileno para realizar las pruebas anticovid a los transportistas. Habla de pérdidas millonarias y multas que deben cubrir a empresas navieras por el retraso de entrega de carga, principalmente minerales y derivados de la soya, en los puertos chilenos.

Edwin Velásquez, dirigente del transporte pesado de Cochabamba, expresó que la falta de personal de sanidad en el lado chileno para realizar la prueba de antígeno nasal es lo que genera embotellamiento de camiones y ‘estrangula’ el comercio exterior boliviano. Afirma que hay muchos transportistas con males respiratorios. 

Nota oficial a Chile

Tras una reunión de coordinación con la dirigencia del sector del transporte pesado, el viceministro de Comercio Exterior e Integración, Benjamín Blanco, informó que se envió una nota oficial a Chile, en la que se propone elaborar y coordinar un protocolo sanitario y de bioseguridad, con la participación y desplazamiento de personal médico boliviano, para reforzar la toma de pruebas antígeno nasal a los transportistas bolivianos que desde hace días se encuentran aglomerados en el Paso Chungará-Tambo Quemado. Dijo que también se planteó el envío de equipos e insumos médicos.

Asimismo, el viceministro explicó que movilizarán una brigada de médicos para asistir a los transportistas, dado el grado de deterioro del estado de salud de varios, que presentan afecciones respiratorias y gastrointestinales. Además, se coordina con los ministerios de Obras Públicas y Defensa para asistir con ración seca a los transportistas.

Bolivia, a través de la nota dirigida a Chile, también propuso la habilitación del Paso Visviri-Charaña para desviar camiones con contenedores vacíos y así superar el embotellamiento de camiones en Tambo Quemado.

Facilitación del comercio

A decir del presidente de la Cámara de Exportadores de Santa Cruz (Cadex), Oswaldo Barriga, se debe buscar un equilibrio en la facilitación del cruce de frontera y la protección sanitaria que implementan los países producto de la pandemia.

 “La solución debe ser concertada entre las autoridades sanitarias y aduaneras de ambos países, de modo que se pueda mantener el flujo comercial, a la vez que se protege la salud de sus habitantes”, anotan, al agregar que este tipo de situaciones retrasa la logística e incrementa los costos de transporte.

Comentarios