Escucha esta nota aquí

Fanor Amapo, gobernador saliente de Beni, tendrá hoy su audiencia cautelar, aunque la autoridad departamental se encuentra aprehendida por uno de los 11 procesos que tiene en contra.

Entre los delitos por los que es acusado se encuentran incumplimiento de deberes, malversación, conducta antieconómica y uso indebido de influencias, entre otros.

Amapo, militante del Movimiento Al Socialismo (MAS), sustituyó en la Gobernación a Álex Ferrier, en noviembre de 2019. En julio de 2020 fue destituido por presuntos actos de corrupción ocurridos durante la pandemia, pero la Sala Constitucional Primera de Sucre determinó, en agosto de 2020, restituirlo en sus funciones, luego de que sus seguidores- la mayoría interculturales- realizaran una vigilia de 36 días en la plaza central José Ballivián.

El gobernador debía prestar su declaración el miércoles, pero fue suspendida, ya que pidió hacerlo en su lengua madre, el caniveño, y el fiscal de materia, Marcelo Flores, no disponía de un intérprete.

El motivo de la aprehensión de Amapo se debe a otro caso y no por el que fue citado a declarar. Se trata de un proceso que le sigue el abogado Ariel Vicente Córdova y otros, también por supuesta corrupción, incumplimiento de deberes y enriquecimiento ilícito.

Falta de informes

La presidenta de la Asamblea Legislativa Departamental (ALD), de Beni, Yáscara Moreno, informó que el ente legislativo tiene tres procesos en contra de Amapo, entre ellos, no haber rendido cuentas de alrededor de Bs 17 millones que fueron autorizados por la ALD para que sean utilizados durante la emergencia sanitaria por el coronavirus en ese departamento.

Moreno informó que primero se le autorizaron Bs 3,5 millones, luego Bs 17 millones y posteriormente otros montos que ascendían a un total de Bs 40 millones.

Ese  dinero debía ser utilizado en la compra de medicamentos, insumos médicos, además de la contratación de personal para enfrentar la arremetida del virus en el departamento”, explicó Moreno.

La asambleísta aplaudió la decisión del Ministerio Público, por lo que espera que se actúe también así en los otros procesos que Amapo enfrenta. 

Crisis sanitaria

A raíz de la falta de recursos, trabajadores del sector salud de Beni han denunciado en las últimas horas que no hay ni para comprar alimentos para los pacientes internados.

Dentro de dos días ya no tendremos ni un barbijo en los centros médicos, cuando este gobernador se ha comprometido a la dotación de insumos con fondos que fueron donados por la cooperación internacional pero él hizo mal uso”, denunció una de las enfermeras del hospital local, que no quiso identificarse por temor a represalias.

Los trabajadores en salud también le exigen a Amapo el pago de sueldos devengados y la dotación de insumos para la atención especialmente de enfermos con coronavirus.



Comentarios