Escucha esta nota aquí

Representantes de los pueblos trinitarios, moxeños, chiquitanos, weenhayek y tacanas, que habitan en los departamentos de Beni, Pando, Santa Cruz y Tarija, proyectan las bases de parlamento que les permita ejercer la autonomía indígena.

“De manera preliminar damos el inicio de la constitución del Parlamento Indígena”, afirmó el dirigente histórico, Marcial Fabricano, durante una asamblea que protagonizaron los integrantes de la marcha que partió hace nueve días desde Trinidad con la idea de llegar el 24 de septiembre a Santa Cruz de la Sierra, donde en una gran asamblea se anunciarán las medidas que asumirán estas naciones.

La reunión se desarrolló en las instalaciones del cabildo indigenal de la comunidad Puente San Pablo que está en el límite entre los departamentos de Beni y Santa Cruz. Los marchistas llegaron allí el miércoles donde recibieron con muestras de solidaridad y apoyo, tanto de la comunidad como de varios colectivos.

“Estamos debatiendo los detalles de la organización, que para nosotros es muy importante”, afirmó a EL DEBER Abdón Justiniano Cujuy, vocero de los originarios que decidieron emprender una caminata de más de 500 kilómetros para denunciar los avasallamientos que sufren los territorios ancestrales de los indígenas por parte de empresarios y habitantes de otras regiones.

Los marchistas también exigen el respeto a la cultura de los indígenas del oriente y para que la autonomía indígena sea asumida por las autoridades nacionales y regionales.

Entre el miércoles y ayer se plegaron a la marcha, delegaciones de indígenas del pueblo Tacana (Pando) y de los weenhayek (Chaco tarijeño).

En representación del pueblo Tacana, Adolfo Chávez aseguró que se sumó a la medida “para respaldar la iniciativa de dirigentes como Marcial Fabricano y otros representantes históricos que participaron en la movilización por la tierra y el territorio que en 1990 llegó a La Paz.

Chávez afirmó que “los avasallamientos de tierras se han incrementado de manera alarmante, pues hay personas que llegan a tomar posesión de terrenos sin siquiera conocer el lugar”.

Respecto a la autonomía indígena que está incluida en la Constitución, lamentó que no exista una política para financiarla. “Los indígenas tenemos que ser parte de organizaciones políticas para ser candidatos y no se respeta nuestros usos y costumbres”, puntualizó el dirigente.

Algunos sectores afines al MAS criticaron la movilización y la vincularon con la gobernación cruceña, pero los marchistas han negado cualquier vínculo político.

Comentarios