Opinión

Liberar la importación de vacunas

12 de febrero de 2021, 5:00 AM
12 de febrero de 2021, 5:00 AM

Ya dijimos en un artículo pasado que la ciencia y los científicos que han trabajado en la elaboración de las vacunas están dando al mundo una nueva oportunidad, las investigaciones que aún deben perfeccionarse, seguramente podrán resolver el tema de la logística sin embargo nuestros países deberán acompañar con una acción prolija para que este gran reto de distribución de las vacunas llegue a cada ser humano de nuestro planeta. Este es el nuevo reto de la humanidad.

Con esperanzas y enorme satisfacción por fin se ve una luz en el túnel, al conocer que muchos países están vacunando a su población contra el coronavirus. Profesionales de salud y personas de tercera edad son los primeros en recibir las dosis y así enfrentar esta segunda ola de contagios que mundialmente sigue cercenando la vida de miles de personas que han sido Iinfectados y que aquellos que han sobrevivido a la enfermedad quedan con secuelas que aun la ciencia no ha podido dimensionar su tamaño y consecuencias.

Habíamos dicho que el problema de la logística iba a ser un problema debido a la necesaria cadena de frío que se necesitaba para lograr el traslado de los laboratorios de la vacuna a todos los rincones del mundo. Y aunque aún existen debates científicos de cual es la más efectiva, lo cierto es que países vecinos como Brasil, Chile, Colombia y otros, este mes de enero pasado han iniciado la vacunación de millones de personas. Ni qué hablar de los Estados Unidos y Europa.

El tema ahora es que infelizmente nuestro país sigue contagiado del virus del COVID 19 y de la ineficiencia para la compra de las vacunas. Gracias a la generosidad de un gobierno vecino, se ha conseguido unas cuantas vacunas que ya se están aplicando, pero por desdicha estas vacunas han llegado no por el merito de las gestiones y acciones del Gobierno. Así como van las cosas y coincidiendo con análisis pesimistas de muchos profesionales, Bolivia será uno de los últimos países en conseguir la necesaria vacuna.

No es posible que el Ministerio de Salud y las autoridades que deben velar por la salud de las personas sigan un guion alejado de la real urgencia de la adquisición de las vacunas, por el contrario y por desgracia siguen debatiendo, siguen estudiando, siguen dando vueltas y por si esto no fuera poco, aun (dejan percibir) que priman intereses políticos y económicos que no permiten que de una vez por todas tengamos la cantidad suficiente de vacunas para así poder vacunar y salir de una vez por todas de esta terrible pandemia.

Las vidas perdidas, los negocios perdidos, los empleos perdidos y todo el efecto devastador de la pandemia son irrecuperables, seguir pensando en cuarentenas rígidas y restricciones a la población desesperada y asustada, son señales de que algo esta muy mal en las esferas de gobierno, sea este el nacional, departamental y municipal.

Es urgente que el Estado en su conjunto adquiera las dosis suficientes para vacunar a la población de la manera mas inmediata y con carácter de urgencia. Somos una población menor que la del Estado de Sao Paulo en Brasil, por lo que negociar este volumen tampoco debería ser un gran problema.

En todo caso, si es que el Estado no tiene capacidad para efectuar esas negociaciones, deben dejar que el sector privado pueda adquirir las vacunas, obviamente liberadas de los aranceles y los impuestos de ley para de esa manera devolver la esperanza y la vida a millones de bolivianos.



Tags