Escucha esta nota aquí

Mientras el plantel de Blooming está listo para iniciar en los próximos días una concentración cerrada en su albergue, Rafinha se hace esperar y aún no resolvió su situación contractual con el club.

La academia arrancó su trabajo el lunes con 23 jugadores y está a la espera de los brasileños que integran su equipo este año, el mencionado Rafinha y Jefferson Tavares, este último se sumará en cualquier momento.

Tanto la dirigencia como el volante brasileño procuran llegar a un acuerdo, pero Blooming no está en condiciones de pagarle la prima tal como quedó acordado anteriormente.

Estoy muy triste porque siempre le di a Blooming, perdoné al club. Pero ayer me llamó el presidente (Sebastián Peña), dijo que no tenían la plata”, se lamentó el jugador en un video que publicó en redes sociales.

Rafinha, de 30 años, dejó claro que es jugador libre y podría firmar para cualquier otro equipo; sin embargo, dijo que su prioridad sigue siendo Blooming donde juega hace tres temporadas.

Comentarios