Escucha esta nota aquí

En medio de la onda expansiva que provocó el escándalo de los supuestos “ítems fantasmas”, el Movimiento Al Socialismo (MAS) pasó a la contraofensiva. Tres ministros, legisladores oficialistas y Evo Morales elevaron el tono desde varias trincheras para meter presión a la justicia y apuntan a los actores políticos de la región.

El presidente del Senado, Andrónico Rodríguez, cuestionó ayer la actuación del Ministerio Público en este caso y sugirió procesar legalmente a fiscales y políticos que estuviesen implicados.

“Corresponde actuar rápidamente, no solamente contra los sindicados de corrupción, sino contra algunos políticos y autoridades del Ministerio Público”, denunció Rodríguez.

El escándalo de los llamados “ítems fantasmas” tiene que ver con el cobro irregular de unos 800 salarios, de entre Bs 3.000 y Bs 9.000, del municipio cruceño. El principal investigado es el exdirector de Recursos Humanos de la Alcaldía Antonio Parada, quien trabajó en ese puesto en la gestión del exalcalde Percy Fernández. La Policía Boliviana dijo que Parada salió del país.

Rodríguez informó que evalúa la creación de una comisión de asambleístas para investigar a todos los actores, incluidos a los operadores de la justicia.

En este escenario, el diputado Rolando Cuéllar (MAS) optó por adelantarse a la creación de una comisión especial y solicitó, a través del Ministerio Público y otras entidades, la lista de los funcionarios municipales desde la gestión de Percy Fernández, además de la desclasificación de la información sobre el movimiento de recursos en el sistema financiero.

Cuéllar pidió investigar “a todos los concejales y secretarios” que tuvieron mandato desde 2009. El lunes, el presidente de la Cámara de Diputados, Freddy Mamani, vinculó este caso con las protestas en los nueve días de paro, que al final lograron la abrogación de la Ley 1386.

El líder del MAS, Evo Morales, señaló que se trata de “la peor forma de corrupción de logias y grupos de poder que debe esclarecerse sin tardanza ni negligencia del fiscal de ese departamento”.

El expresidente, el fin de semana, acusó que el supuesto dinero irregular de los ítems fue para financiar lo que él llama el “golpe de Estado” de 2019.

En esa línea, el ministro de Gobierno, Eduardo del Castillo, ratificó ayer la postura del Ejecutivo con la perspectiva de que los recursos defraudados sean recuperados. “El Ministerio de Justicia, a través del viceministerio de Lucha Contra la Corrupción, se apersonó en este proceso. Lo que quiere el pueblo es justicia y que se le devuelvan los recursos que se robados desde hace años”, dijo.

Por su parte, la ministra de Trabajo, Verónica Navia, afirmó ayer que el caso de los ítems fantasmas, más allá de generar un grave daño económico al Estado, robó el derecho laboral a 800 personas.

“Más allá del delito, más allá del daño económico al Estado, hay una inmoralidad tremenda. Son 800 familias que pudieron haber tenido un salario, pero prefirieron generar un vacío y robar la plata antes de dar trabajo a 800 personas”, cuestionó Navia.

El diputado Anyelo Céspedes (MAS) señaló que este caso tiene que ver con legitimación de ganancias ilícitas y que las exautoridades ediles de Santa Cruz tienen que explicar “cómo financiaron las ollas comunes que se usaron en el paro de los 21 días que precipitó el golpe de Estado” de 2019. “No queremos creer eso, pero la exalcaldesa Angélica Sosa fue aliada del actual gobernador Luis Fernando Camacho”, afirmó.

El MAS focalizó así su postura en las explicaciones sobre las supuestas “razones ocultas” que llevaron a varios sectores del país a exigir la abrogación de la estrategia de lucha contra la legitimación de ganancias ilícitas.

“Hoy nos damos cuenta porque Santa Cruz se opuso a la Ley de Legitimación de Ganancias Ilícitas. Imagínense estos sinvergüenzas les robaron la plata equivalente a 800 ítems. ¡Dios mío, lo que ha hecho esta gente!”, criticó el diputado Héctor Arce (MAS).

El expresidente y Jorge Quiroga respondió. Dijo que ve cinismo en este caso. “Exigimos justicia para Santa Cruz en caso ítems y rechazamos cinismo de quienes —tardíamente— piden ahora investigar a sus otrora amigos, porque Santa Cruz Somos Todos (de Percy Fernández) y el MAS cogobernaron 15 años, se echaban flores, se felicitaban en cumpleaños, respaldaban el cuarto mandato y juntos clamaban Evo 2025”, escribió Quiroga en su cuenta en Twitter.

La diputada María René Álvarez, de la alianza opositora Creemos, demandó a la Fiscalía y al MAS actuar con la misma velocidad en el caso de Las Londras.

Comentarios