Escucha esta nota aquí

Agentes de la unidad de Diprove lograron recuperar el vehículo del taxista Oriel Ivar Moreno Espinoza, asesinado a puñaladas en Pailón. Se trata del automóvil Toyota placa 2082-FGU de color plomo que se encontraba estacionado en una casa en Puerto Suárez, donde los agentes también procedieron al arresto de dos hombres que en sus primeras declaraciones dijeron que compraron el motorizado.

El auto fue ubicado luego de un seguimiento realizado por las unidades policiales a través de los registros de los puntos de estaciones de servicio donde se detenía para cargar combustible y los arrestados están siendo trasladados a nuestra capital para que se prosiga con las  investigaciones.

Sin embargo, se desconoce aún el paradero de los autores materiales del asesinato, pero los arrestados aseguran que compraron el vehículo y tuvieron la oportunidad de conocer físicamente a los sujetos que después desaparecieron.

Eran tres los sujetos que llegaron a Puerto Suárez con el taxi. La Policía sigue realizando rastrillajes en procura de su captura para esclarecer el hecho violento.

El martes en horas de la noche el taxista asesinado Oriel Ivar Moreno Espinoza fue registrado por cámaras de seguridad cuando cargaba combustible en el surtidor Dana, de Pailón, a unos cinco kilómetros del lugar donde fue victimado y abandonado.

Las últimas investigaciones de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) dan cuenta de que luego de cargar combustible, el motorizado fue visto circulando por algunas calles de Pailón y en su interior había tres sujetos además de su conductor.

La Felcc realiza un peritaje a las imágenes captadas para identificar a estas personas que fue con las últimas que compartió el taxista y después fue asesinado.

En horas de la mañana del miércoles Moreno Espinoza fue encontrado muerto a un lado de la carretera. Los informes de la Felcc señalan que presentaba al menos 36 puñaladas en todas las partes del cuerpo. Inicialmente no fue identificado, pero luego sus familiares lo identificaron plenamente. Se trata de un taxista que vivía en Santa Cruz por la zona de la radial 17 y medio.

El director de la Felcc, coronel Rubén Barrientos, informó que no se descarta la posibilidad de que el taxista fue asesinado en otro lugar y su cuerpo arrojado a un lado de la carretera bioceánica. Sin embargo, tampoco se puede descartar la posibilidad de haber sido victimado en la misma zona.

La Felcc realiza acciones en todo el departamento en procura de capturar a los responsables del asesinato. Además lleva adelante las pesquisas para acumular elementos de prueba.