Escucha esta nota aquí

Hace una hora el avión de Boliviana de Aviación (BoA) llegó a China en busca de las 500.000 dosis de vacunas Sinopharm contra el coronavirus. Es la primera vez que un avión comercial del país aterriza en Pekín (Beijing).

La carga del material tendrá una duración de cinco horas. Hace unos minutos se cargaron las jeringuillas donadas por el gobierno chino (102.400 en total).

Después ingresarán, antes de partir los contenedores con las vacunas Sinopharm que esperan en cámaras de frío. “Las vacunas tienen 96 horas para poder estar en esos contenedores refrigerados”, informó el viceministro de Comercio Exterior, Benjamín Blanco, desde La Paz.

Se estima que el viaje de retorno será en menor tiempo y arribarán el miércoles a las 7:00 AM a Santa Cruz de la Sierra, previa escala en Madrid, España, para el mantenimiento y recarga de combustible.

Además de las vacunas estaría llegando, según cancillería, medicamentos e insumos para las unidades de terapia intensiva para con la empresa Meco. Blanco señaló que estos insumos tienen precios accesibles y de alta calidad, utilizados en China para la contención del Covid-19.

"Además estamos trayendo los equipos que ha dejado abandonado el anterior gobierno de transición, desde junio pasado, que estaban en la embajada, entre ellos respiradores (5), mascarillas y 500 trajes de bioseguridad (trajes). Estamos aprovechando la capacidad del avión para traer estos equipos e insumos que en total serían aproximadamente 30 tonelada", dijo el viceministro.

La carga aérea consiste en las 500.000 dosis de vacunas, de las cuales 100.000 son donadas por el gobierno chino y con precios muy preferenciales, según el viceministro.

También se adelantó que, dentro del plan de vacunación del gobierno nacional, inmediatamente lleguen se va a hacer la distribución, una parte se queda en Santa Cruz, otra a La Paz y para los PAI (Programa Ampliado de Inmunización) departamentales. "Inmediatamente se debe empezar con la vacunación, lo antes posible. Cuando llegaron las 20.000 de Sputnik V, al día siguiente se inició la vacunación. Prevemos que sea así de rápido también, para poder primero vacunar al personal de salud que son alrededor de 179.000 personas y con el resto empezar a vacunas a la población en general, mayores de edad y personas con enfermedades de base. Esto es lo que recibiríamos por este mes”, finalizó el viceministro.

Comentarios