Escucha esta nota aquí

El vicepresidente Álvaro García Linera afirmó este jueves que confía en que las elecciones generales del 20 de octubre se desarrollen en un ambiente de “tranquilidad” y anticipó que junto a Evo Morales esperarán los resultados en la residencia presidencial de La Paz.

“Confío en que la votación se desarrolle de manera tranquila y sin ningún problema como es el derecho de todos los bolivianos”, dijo la segunda autoridad nacional desde la Casa Grande del Pueblo.

El titular, que emite su voto en la sede de Gobierno y que acostumbra tener un contacto con medios de comunicación al inicio de la jornada electoral, solicitó que la población ejerza su derecho, acudiendo a las urnas.

“Que ejerzan su derecho, que vayan con tranquilidad, con compromiso a votar por lo que el país necesita. Se trata de un derecho que le da al ciudadano la capacidad de decidir el destino de Bolivia”, acotó el vicepresidente.

Detalló que pasado el mediodía el jefe de Estado se trasladará de Cochabamba y La Paz, y que junto a sus ministros harán seguimiento a todo lo que suceda en la jornada de sufragio.