Escucha esta nota aquí

En el marco de una “alianza estratégica por el desarrollo regional”, el presidente Evo Morales, la alta plana política del MAS y empresarios cruceños se reunieron el fin de semana en la casa del director de la Universidad Udabol, Martin Dockweiler, según confirmó el candidato a senador del oficialismo, Rolando ‘Flaco’ Borda.

El dirigente sindical llegó hasta la puerta del domicilio de Dockweiller en la zona del Urubó y por motivos de agenda no pudo participar de todo el evento. El encuentro, según Borda, se realizó “en el marco de la gestión pública y privada que tiene que haber para impulsar el desarrollo de Santa Cruz” y forma parte de los innumerables contactos que sostiene el oficialismo con diversos empresarios con el mismo fin.

En diálogo con EL DEBER, Dockweiler aseguró que no realizará declaraciones sobre “temas que tienen que ver con mi privacidad y la intimidad de mi hogar”.

No son reuniones privadas

“El presidente no va a una reunión personal con nadie. Evo Morales va a reuniones institucionales con muchos empresarios. No son unos cuantos, son varios empresarios que participaron del evento, de todos los niveles y que están comprometidos con el país y con su departamento”, afirmó Borda, aunque no quiso dar nombres de quienes estuvieron en la cena.

“No es correcto que se señale a los empresarios que se reúnen con Evo Morales de traidores con una mirada como la del 2008 cuando un presidente que había ganado con 54% no se lo dejaba llegar al departamento. En todo caso son traidores los que no piensan en el desarrollo de Santa Cruz. Si estas reuniones tienen su fruto para dinamizar el desarrollo del departamento, entonces, son absolutamente válidas”, indicó.

Borda recordó que el proyecto para concretar puerto Busch se hizo en la casa del empresario Gabriel Dabdoub.

“No es de extrañarse este tipo de encuentros y no veo nada anormal que el presidente lleve adelante este tipo de encuentros y pueda asistir a la casa de un empresario. No es solamente una cena familiar, fue precisamente para cumplir una agenda de una gestión público-privada. ¿Por qué se le va a prohibir a un presidente que llegue hasta la casa de un empresario?”, se preguntó el dirigente.

Dockweiler fue el empresario privado encargado de articular esa reunión, siempre en la visión de realizar una gestión público-privada”, aclaró Borda.

Rechazan acusaciones

Empresarios cruceños rechazaron ayer las acusaciones surgidas a través de las redes sociales por su presunta participación, el fin de semana, en una cena con funcionarios del Gobierno del presidente Evo Morales en la casa del director de la universidad Udabol, Martin Dockweiler en la zona del Urubó.

En las últimas horas circuló una lista de empresarios que supuestamente participó de aquel evento en las que se los acusa de “traición” por establecer vínculos con el oficialismo de cara al cabildo de hoy en Santa Cruz.

“Son listas malignas de gente que quiere perjudicarnos por intereses políticos”, afirmó el empresario Julio Roda.

Roda aclaró que el día en que supuestamente se llevó a cabo el encuentro él se encontraba en su hacienda en la localidad de Concepción atendiendo las urgencias por los incendios.

Apuntan a la CRE

El comunicador Junior Arias, en su portal Detrás de la Verdad, aseguró que el presidente de la Cooperativa Rural de Electricidad (CRE), Miguel Castedo, habría participado de la mencionada reunión.

EL DEBER solicitó a Arias que aclare sus expresiones a través de las redes sociales, sin embargo, al cierre de esta edición no respondió a la requisitoria. Desde la mencionada entidad aseguraron que intereses particulares están buscando involucrar a la cooperativa en el actual proceso político.