Escucha esta nota aquí

El actor español José Sacristán, de 84 años, recibirá el Premio Goya de Honor 2022 por "por ser el rostro y la voz del cine español de las últimas seis décadas", según ha anunciado la Academia de Cine de su país en un comunicado.

Sacristán, que recibió este año el Premio Nacional de Cinematografía, lleva más de 60 años "jugando con responsabilidad" en el cine, teatro y televisión.

El intérprete ya ganó el Goya a la mejor interpretación en 2012 gracias a su trabajo en El muerto y ser feliz y fue nominado a mejor actor de reparto en 2014 por Magical girl.

Empezó en los años 60 en el teatro. En 1965 debutó en el cine en la legendaria La familia y uno más y, desde entonces, ha participado en 111 filmes, a veces como personaje cómico a veces como galán y, a veces, como hombre atormentado. 

Su último filme, Cuidado con lo que deseas, de Fernando Colomo (aún pendiente de estreno), es una comedia fechada en la Navidad, como en un guiño a su primera película.

"Mi carrera ha sido el gozo del crío que ha visto cumplido su propósito, el de hacer creer a la gente que era el estudiante, el pregonero, el recluta, el emigrante, el abogado, el médico... y que la gente se lo creyera. Y la suerte de que en todo este recorrido mis mejores amigos y la gente más querida para mí, al margen de mi familia, está en la profesión. ¡Qué más puedo pedir!", señaló el actor al conocer la nueva designación.

El madrideño recibirá el Goya de Honor el 12 de febrero en Valencia, donde se celebrará la gala de la 36 edición de los premios, "por haber sabido adelantar desde el reflejo que nos ha devuelto en la pantalla algunos de los grandes cambios que hemos vivido en nuestro cine y en nuestra sociedad", según el fallo del premio.

A sus 84 años el actor se mantiene muy activo. Entre sus trabajos más recientes figuran series como Alta mar Velvet y películas con directores como Carlos Vermut, Isaki Lacuesta o Javier Rebollo. Y en teatro, ha estado desde 2018 con Señora de rojo sobre fondo gris, de Delibes, y ahora prepara El hijo de la cómica, un homenaje a su gran amigo Fernando Fernán Gómez.

"Sería un miserable si me quejase porque nunca me ha faltado trabajo. En ocasiones, lo que ganaba no era suficiente para cubrir mis obligaciones, pero ese era mi problema. Me lo he currado, pero hay un factor suerte que me ha acompañado. Reconozco y agradezco el privilegio, no se me escapa", agregó el actor.

Comentarios