Escucha esta nota aquí

La banda mexicana Elefante, con casi 20 años de trayectoria y éxitos como Así es la vida y Mentirosa, ofrecerá un concierto virtual para varios países, entre los cuales Bolivia está incluida. Se lo podrá ver este 10 de octubre, desde las 21:00 (HB). Las entradas están a la venta en superticket.bo. Ahis, tecladista y guitarrista acústico del grupo, habló con EL DEBER de este retorno.

- ¿Cuál es la sensación ahora que Elefante retorna a los escenarios, en esta ocasión con un concierto online?
Nos tiene muy emocionados porque es una gran oportunidad de acercamiento con nuestro público, después de seis meses, prácticamente, en los que hemos estado sin poder hacer conciertos. Hay que adaptarse a las circunstancias.

La sensación de tocar tus canciones en vivo es algo que nos alimenta y no tiene comparación, pero de esta nueva manera será todo un experimento para nosotros. Al final de cuentas, lo que vale es la conexión con la gente.

- ¿Qué puede salir de esta nueva experiencia?
De repente, algunos que estaban muy chicos cuando lanzamos nuestros primeros discos, ahora van a corear las canciones que han sido éxito en las radios, como también esos temas que no fueron sencillos, pero que les ha ido muy bien en varios países. El concierto tendrá todo eso. 

Con la entrada de las plataformas mucha gente que no tenía acceso a nuestros conciertos ahora lo podrá hacer en tiempo real, en un recital con todas las características de nuestras presentaciones, desde escenario y pantallas, hasta luces.

¿Cómo han logado mantenerse como grupo durante la cuarentena?
La verdad, hemos salido muy poco. Básicamente, subimos un par de canciones, cada uno desde casa. Hicimos Juntos, un tema para apoyar a niños de escasos recursos, con otra gente que se unió a este proyecto humanitario. Asimismo, hace un par de semanas hemos terminado un disco de éxitos en vivo, que veníamos grabando durante las giras.

- Temas como Así es la vida, De la noche a la mañana, Mentirosa y Ángel se han posicionado como temas indispensables de Elefante en estos casi 20 años de trayectoria y han logrado llegar a diversos públicos. ¿Qué aspecto ha sido clave para que estas canciones lleguen a la gente?
Son los temas con los que nos identifican. Lo que hacemos es contar historias que nos suceden a todos, que hablan de amor, de desamor, de estar conectado con alguien, de una sensación de vacío. Al final, se trata de lograr una conexión con nuestros sentimientos y la música logra eso.

- ¿Cómo definís el estilo de Elefante?
La experiencia para los que escuchan Elefante es como visitar un lugar con varios paisajes. En los conciertos hay gente que está saltando con Sabor a chocolate y, de repente, está lagrimeando con Durmiendo con la luna. 

Entonces, nos cuesta dar definiciones, porque en nuestra música hay un montón de fusiones. Nos podemos calificar como rock-pop, pero, al final, tenemos muchos tintes de la trova, como también mucha influencia mexicana, mucho de José Alfredo Jiménez.

_¿Qué le decís a la gente de Bolivia?
Que se conecten para presenciar un concierto con todos los éxitos de Elefante. Será una gran experiencia, en la que esperamos que nos vean, como también esperamos que podamos vernos cara a cara más adelante.