Escucha esta nota aquí

El 70º Festival de Cannes cerró con la sorpresa de la Palma de Oro, que fue para la película sueca The Square y que concedió por segunda vez en su historia el premio de dirección a una mujer, Sofía Coppola, por La seducción.  La ironía y la crítica social a través de la comedia propuesta por el sueco Ruben Östlund convenció al jurado presidido por Pedro Almodóvar, que compuso un palmarés lleno de mujeres.


 Porque además de Coppola, recibieron premios la británica Lynne Ramsay, directora de You were never really here, a mejor guion -compartido con el griego Yorgos Lanthimos-; la alemana Diane Kruger, mejor actriz por In the fade, y Nicole Kidman, Premio Especial de la 70º edición de Cannes. 


 Un palmarés muy repartido aunque You were never really here, el último filme proyectado de la competición oficial, que impactó por su brutalidad, se fue con dos premios.
 Especialmente inesperado fue para Joaquin Phoenix recibir el galardón de mejor interpretación masculina, ya que el favorito era Robert Pattinson.


 Su cara de sorpresa en el patio de butacas se reflejó en sus nervios al recibir el premio e incluso bromeó diciendo que la prueba de que no lo esperaba era que llevaba un esmoquin combinado con unas zapatillas Converse.  Mucho más esperado fue el premio de la alemana Diane Kruger, la gran favorita por su interpretación de una mujer que busca venganza tras la muerte de su marido e hijo en In the fade, del turco-alemán Fatih Akin.  

Comentarios