Escucha esta nota aquí

Una mujer de 63 años que tenía secuelas de una meningitis infantil, es la octava víctima fatal de la influenza en Santa Cruz. Este virus puede representar una gran peligrosidad para la salud de la ciudadanía, sobre todo en esta época del año en la que se registran bajas temperaturas.

Las autoridades sanitarias han manifestado su preocupación por la poca asistencia que se ha registrado en los centros de salud e instan a los denominados grupos de riesgo a asistir lo más pronto posible pues están más propensos a adquirir este mal que puede ser mortal.

Pero ¿qué son estos grupos?, ¿quiénes lo integran y por qué es importante que sean inmunizados?, te lo decimos:

  • Personas mayores de 65 años

Se parte por el hecho de que las defensas del sistema inmunitario de los seres humanos se debilitan con la edad por lo que las personas mayores de 65 años son las que soportan la carga más pesada en términos de la gravedad de la influenza.

Se debe tener especial atención si se presentan síntomas como la fiebre, tos, dolor de garganta, secreción o congestión nasal, dolores corporales, dolor de cabeza, escalofríos y fatiga. Algunas personas también pueden tener vómitos y diarrea.

  • Mujeres embarazadas

Los cambios que se producen en el sistema inmunitario, el corazón y los pulmones durante el embarazo (y hasta dos semanas después del parto) hacen que las mujeres embarazadas sean más propensas a desarrollar una enfermedad grave a causa de la influenza que pueda requerir de una hospitalización.

La influenza también puede ser nociva para el bebé en gestación. Un síntoma de la influenza común es la fiebre que puede estar asociada a defectos del tubo neural y otros resultados adversos para el bebé en gestación.

  • Niños pequeños

Los niños menores de 5 años de edad, especialmente los menores de 2 años, tienen alto riesgo de tener complicaciones graves por la influenza. 

La influenza es más peligrosa para los niños que el resfriado común. Los menores suelen necesitar atención médica y más aún si se presentan casos relacionados a la Neumonía, deshidratación, enfermedades cardiacas e infecciones de oído.

  • Personas con enfermedades de base

Un riesgo potencial para quienes adquieren el virus son las enfermedades de base. Las personas con diabetes (tipo 1 o 2), incluso si está bien controlada, tienen alto riesgo de presentar complicaciones graves por la influenza

Aquellos que sufren también de problemas cardiacos, obesidad, o que hayan sido pacientes sometidos a algún trasplante de órganos también deben recibir la dosis de vacuna para tener inmunización al virus.

Más sobre el tema: