Escucha esta nota aquí

El club Always Ready está obligado a pagar la suma de 5.000 bolivianos por haber incumplido las medidas de seguridad e higiene durante el partido ante Guabirá el primero de mayo. Este martes, Adrián Monje director de competiciones de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF), conminó al club millonario a cancelar dicha suma de dinero.

"De acuerdo al informe del delegado sobre el pasado partido entre Always Ready contra Guabirá y al incumplimiento del artículo 31 párrafo 5, el CAR es sancionado con el monto económico de cinco mil bolivianos, los mismos deberán ser cancelados antes de su próximo partido", señala la notificación.

La denuncia llegó a la FBF a través de los dirigentes de Guabirá quienes afirmaron que en los vestuarios no contaban con agua caliente ni con los utensilios necesarios.

Los dirigentes del club millonario, por su parte, no se pronunciaron. Se conoce que no se descarta apelar este fallo para evitar sanciones económicas a su club.