Escucha esta nota aquí

“Estaba esperando volver, venía haciendo bien las cosas en mi club y sabía que en cualquier momento sería convocado. Me siento muy feliz”, fueron las palabras de Danny Bejarano, el volante boliviano que milita en el Lamia, del fútbol de Grecia, porque nuevamente fue llamado para vestir la camiseta nacional, después de casi un año. La Verde se medirá contra Chile y Panamá, el 15 y 19 de noviembre, respectivamente.

Bejarano jugó por última vez con la selección boliviana en noviembre del año pasado contra Irán, en Teherán. En esa ocasión, el técnico César Farías estaba al mando de combinado nacional de manera interina y sabía lo que el volante central le podía aportar.

Luego, Danny no tuvo chances en el primer semestre de este año, cuando el seleccionador era Eduardo Villegas, quien apostó por otros futbolistas a pesar de que el mediocampista fue titular en casi todos los partidos de su equipo.

En ese sentido, y luego de ser nuevamente llamado, Bejarano se mostró agradecido con el técnico Farías, a quien espera responder al máximo en los amistosos que se vienen. “La idea del profesor es que la selección sea atrevida de local y de visitante, que juegue de tú a tú contra cualquier rival”, apuntó. El jugador debe sumarse a la selección en Chile.