Escucha esta nota aquí

Brasil firmó su boleto al Mundial de Catar 2022 al vencer 1-0 a Colombia este jueves en Sao Paulo, convirtiéndose en la cuarta selección clasificada tras los anfitriones, Alemania y Dinamarca.

Único pentacampeón y única selección en participar en las 21 ediciones de la Copa del Mundo, la 'Seleção' de Tite obtuvo el pase a falta de cinco fechas para el final del clasificatorio sudamericano con una anotación de Lucas Paquetá en el minuto 72.

Con la clasificación anticipada del 'scratch', líder invicto de la eliminatoria con 34 puntos, nueve escuadras sudamericanas pelearán por los restantes tres cupos directos reservados para la región.

Colombia, por su parte, cayó al quinto puesto (16 puntos), el de repechaje con una selección de otra confederación.

Los cafeteros pueden retroceder a la sexta casilla si Uruguay (16 unidades) suma contra Argentina (segundo, 25) el viernes en Montevideo.

Los piropos de Tite hacia Colombia han sido comunes y han trascendido su admiración por la leyenda de Francisco Maturana. Y los cafeteros, en la fría noche en el estadio Neo Química Arena, respondieron al respeto que les ha profesado un DT de números envidiables pero al que le cuesta enamorar.

Con James Rodríguez tocado, Reinaldo Rueda copó el medio campo con jugadores veloces y de marca.

Así, la tricolor incomodó la salida brasileña y nubló el talento de Neymar, aunque pagó un alto precio: perderá por acumulación de amarillas a Wilmar Barrios, pulmón del medio campo, y al lateral Johan Mojica para el juego contra Paraguay, el martes en Barranquilla.

La 'Canarinha' sufrió para romper la doble línea de cuatro -por momentos un 4-5-1- que planteó Rueda. En la primera parte, apenas inquietó dos veces el arco de David Ospina, una en una pelota que Danilo estrelló en el palo tras un desvío de William Tesillo (36) y otra en un cabezazo de Marquinhos (45+2) que amagó con abrir la cuenta.

Con bajas claves en la defensa y sin el lesionado Falcao García, Colombia, a base de salidas rápidas, mortificó a Alisson en tres remates de Barrios (7), Duván Zapata (20) y Luis Díaz (39) desde fuera del área.

Los disparos pasaron cerca, pero evidenciaron que los colombianos tienen un problema recurrente para anotar: ya son cuatro partidos consecutivos sin marcar en la eliminatoria.

- Paquetá al rescate -

Consciente de que perdió la batalla por el medio campo en la primera parte, Tite sustituyó a Fred por el movedizo Vinicius Jr.

La apuesta, arriesgada, liberó al 'scratch', pues el extremo del Real Madrid se situó sobre la banda de Juan Guillermo Cuadrado, impidiéndole que se uniera al ataque a voluntad.

Con la pelota al pie y forzando a los visitantes a resguardarse más cerca de la portería de Ospina, los pentacampeones parecieron más pullantes, pero lejos de la imagen solvente que dejaron al golear 4-1 a Uruguay en la fecha anterior.

Brillante contra los uruguayos, Neymar firmaba un nivel terrenal. Su principal aporte se limitaba a un tiro libre que Ospina (58) envió al córner, hasta que, en una pelota rifada por Tesillo, habilitó sutilmente a Paquetá, su nuevo socio.

El volante del Olympique de Lyon disparó de primera con la derecha, aunque es zurdo, y quebró el hechizo colombiano, que hace un mes mostró su valía al romper la racha brasileña de nueve victorias consecutivas con el empate 0-0 en Barranquilla.

Con la tranquilidad de la victoria, Tite bajó la aceleración, mientras que Rueda, que ajustó su primera derrota en el premundial, apostó por todo al alinear a tres delanteros y a James, ausente el último año por recurrentes lesiones y decisión técnica.

La batería ofensiva cambió poco la cara de Colombia en la segunda parte, en la que no probó a Alisson. El portero tuvo una postura que perfectamente puede ser la de los pentacampeones en la eliminatoria ahora que ya están clasificados a Catar: la de espectador.

El clásico contra los argentinos, el martes en San Juan, dará luces sobre la postura brasileña.

Los detalles...


Comentarios