Escucha esta nota aquí

Se repitió la imagen del 28 de junio tras el partido que disputaron Argentina y Bolivia en el Arena Pantanal de Cuibá, Brasil: La del abrazo cordial entre el arquero Carlos Lampe, de la selección boliviana, y Lionel Messi, capitán y la principal estrella del seleccionado argentino.

El mundo vio esa escena por televisión porque antes de dejar el campo de juego ambos futbolistas conversaron y se fueron abrazados hacia los camarines.

Ese día, Bolivia cayó por 4-1 ante los albicelestes en partido por la primera fase de la Copa América y Messi marcó uno de los goles.

Este jueves se dio el reencuentro entre el portero cruceño de Vélez Sarsfield y el flamante refuerzo del PSG de Francia. Fue tras el final del partido por la décima fecha de las eliminatorias del Mundial Catar 2022. Bolivia perdió por 3-0 en el estadio Monumental y los tres goles fueron del crack argentino, que superó una marca que tenía el brasileño Pelé.

Jornada mágica para el ‘10’ argentino que fue homenajeado junto a sus compañeros de selección por el título conseguido en Brasil.

Comentarios