Escucha esta nota aquí

El presidente de la Federación Boliviana de Fútbol, César Salinas, y el mandamás de Baisa, Marcelo Claure, se dieron con todo en Twitter y en medios de comunicación. El VAR y los supuestos hechos de corrupción fueron los motivos para el ataque de uno contra otro.

"Presidente Evo Morales, como boliviano y encargado de Bolívar le pido que investigue la corrupción arbitral que vivimos, hay declaraciones claras que muestran que Freddy Téllez y César Salinas manipulan el arbitraje, nuestros niños y nuestros hinchas merecen más respeto", escribió Claure en sus redes sociales oficiales.

La respuesta de Salinas no tardó en llegar. El dirigente nacional indicó que no le sorprende las acusaciones en su contra y afirma que prefiere pensar que Claure consume sustancias controladas o bebidas alcohólicas cuando realiza sus publicaciones.

"No sorprende lo que pone en las redes. Quiero pensar que esta drogado o mareado, se comprometió a pagar los costos del VAR y se fue por la tangente. Quisiera pedirle a Marcelo que primero le devuelva su patrimonio a Bolívar", aseveró Salinas.

El mismo explicó que por culpa de Baisa la federación corre el riesgo de ser sancionada por Conmebol y FIFA, ya que la prueba del VAR Orex que se realizó en el partido Bolívar – Guabirá no cumplió con los protocolos exigidos por los entes internacionales.

"Recibimos un informe de Conmebol que indica que seremos sancionados por haber autorizado una prueba del VAR. Hacen estas cosas sin conocimiento de los protocolos, nosotros vamos a rechazar cualquier prueba improvisada", finalizó Salinas.