Escucha esta nota aquí

La selección nacional encarará sus dos próximos partidos por las eliminatorias del Mundial de Catar 2022 al parecer con un onceno de mayor jerarquía en relación al que jugó ante Brasil y Argentina, por la primera y segunda fecha de esta etapa de clasificación.

La convocatoria de jugadores de Bolívar y Wilstermann le posibilitará a César Farías tener otro universo de figuras, que muy bien pueden darle nueva tónica al juego de la Verde. Vienen de una alta competencia como la Copa Libertadores y la Copa Sudamericana, por lo tanto con ventaja sobre la mayoría de sus compañeros, especialmente los que juegan en el país, que solo entrenan porque el campeonato no se ha reanudado.

Las variantes pueden darse desde el arco, más allá que nadie discute que Carlos Lampe, de Always Ready, es el titular por su experiencia y porque ante Brasil y Argentina tuvo buenas respuestas.

De todas formas, en la nómina aparece Javier Rojas, de la academia paceña, que ha jugado la fase de llaves de la Copa Libertadores y ahora también en la Copa Sudamericana. Es otra buena opción para el venezolano Farías

En defensa tiene prácticamente a toda la estructura ya armada. Diego Bejarano y Jorge Flores pueden ser los laterales, mientras que Adrián Jusino y José María Carrasco pueden ocupar la zona de centrales. Esto si  opta por  jugar con una línea de cuatro en el fondo ante Ecuador, el próximo 12 de noviembre, en La Paz.

De los cuatro defensores, el único que no es de Bolívar es Carrasco, cuyo club es Blooming. El zaguero aporta buena salida desde su zona y puede complementarse con Jusino en las pelotas aéreas. En ese sector también pueden estar Ronny Montero, de Wilstermann, y Gabriel Valverde, del Tigre. Este último junto a Carrasco hicieron dupla en los dos anteriores partidos.

En el medio es un hecho que habrá dos indiscutidos y que son de Bolívar: Erwin Saavedra y Juan Carlos Arce. Se trata de dos jugadores con gravitación ofensiva y que puedan aportar desequilibrio a la hora de atacar.

En base a estos dos hombres Farías puede armar la zona media, con Diego Wayar (The Strongest) y Leonel Justiniano (Wilstermann), como volantes mixtos, que puedan aportar marca y administración de la pelota.

En el ataque hay dudas, pero se puede decir que Marcelo Martins, del  Cruzeiro de Brasil, tendría que estar acompañado por un extremo rápido como Víctor Ábrego, de Bolívar, u otro delantero de parecidas  características como Gilbert Álvarez, de Wilstermann, para sacar provecho a las pelotas aéreas.

Es una idea. Lo concreto es que Bolivia debe presentar ante los ecuatorianos un equipo con mayor dinámica, presión ofensiva y eficacia sobre el arco rival.

Lo de Paraguay, fijado para el 17 de noviembre en Asunción, será otra historia que contar y puede escribirse luego del partido ante Ecuador.