Escucha esta nota aquí

Más de lo mismo. La selección cayó este jueves en Guayaquil ante Ecuador por 3-0, un resultado que refleja  lo ocurrido en el estadio Monumental de Guayaquil. Los goles fueron convertidos por Michael Estrada  (13') y Enner Valencia (16' y 18').

Los ecuatorianos fueron contundentes en los primeros 20 minutos de la primera parte. Aprovecharon la fragilidad de su rival para presionarlo en la salida y provocar que cometa errores.

Bolivia no tuvo argumentos para contrarrestar la dinámica que impuso el dueño de casa. Daba la impresión que César Farías no preparó el partido porque pese a que optó por agrupar más gente en defensa y en el medio campo fueron evidentes las imprecisiones en el control y administración de la pelota.

Ecuador había anticipado que su objetivo era ahogar a la visita. Eso hizo. Las proyecciones de Byron Castillo y Pervis Estupiñán fueron letales y apoyaron para que Michael Estrada y Enner Valencia asomaran permanentemente sobre el arco de Carlos Lampe.

La tarea de Moisés Caicedo, Carlos Gruezo y Ángel Mena también fue importante porque manejaron el medio sector, donde los bolivianos Leonel Justiniano, Boris Céspedes y Ramiro Vaca no hicieron pie firme.

La contundencia ecuatoriana empezó a reflejarse a los 13 minutos con el gol de Estrada, gracias a un centro de Castillo. Después apareció Valencia y con sus dos conquistas, a los 16’ y 18’, desnudó las debilidades defensivas de Bolivia.

En el segundo tiempo no se marcaron goles, pero Ecuador continuó siendo protagonista pese a que redujo la intensidad de su juego.

En esta etapa se esperaba un mejor rendimiento de los dirigidos por César Farías. Ganas sobraron, lo que faltó fue fútbol para robarle la pelota a los ecuatorianos, que fueron superiores de principio a fin. 

De esta manera, la selección nacional sumó su la sexta derrota en 10 partidos que lleva disputados en la eliminatoria del Mundial Catar 2022. Está penúltima en la tabla de posiciones.

 

Comentarios