Escucha esta nota aquí

El Barcelona no quiere que se atasque la salida del delantero Luis Suárez, pero hasta ahora ninguna de las partes ha cedido a la hora de defender sus intereses. Mientras el jugador no quiere renunciar a cobrar el año que le queda con el club azulgrana, el Barça entendía que Suárez ya estaría cubierto esta temporada con la ficha del club que se haga con sus servicios.

Ante esta situación, y para desatascar el asunto, el club azulgrana le propone asegurarle al menos lo que cobraría en el equipo. Es decir, si la Juventus (o cualquier otro club) de Italia no llega a las cantidades que percibiría en este año que le queda, el Barça pone el resto. De momento, el futuro de Luisito es todavía una incógnita. No obstante, no se ha confirmado su traspaso al cuadro italiano que también 'puja' por otros delanteros para que acompañen a Cristiano Ronaldo.

En las condiciones del uruguayo para salir, se llevaría dinero que corresponde a esta temporada que le queda de contrato con el Barcelona de Messi y la parte correspondiente del club que le fiche. Según el diario Sport de España, es una opción legítima, ya que tiene un contrato firmado hasta 2021 con el equipo catalán.

Las últimas semanas todo apuntaba a la Juventus, que estaba pendiente de que rescindiera su contrato con el Barça. Pero el jugador le está dando vueltas a las diferentes opciones que tiene encima de la mesa. Y también hay un interés del Atlético de Madrid. A Simeone le gusta el perfil de Suárez y ahí es donde se cruza el nombre de Morata. 

De lo que haga el internacional español dependerá en parte el futuro de Suárez. Si Morata regresa a la Juventus, entonces el Atlético iría a por Luisito, que sigue entrenándose en el Barça, mientras decide su futuro.

En el entorno del uruguayo hay malestar por lo que consideran un trato irrespetuoso a un delantero que ha hecho historia en el club. Y en el Barça lamentan las dificultades que está poniendo para salir. Koeman ya le dijo que no contaba con él.

En el primer amistoso ante el Nàstic, el primero de la pretemporada, ni siquiera fue convocado. Y el Barça sigue en la búsqueda de un nueve para coger el relevo del uruguayo.