Escucha esta nota aquí

El Manchester United tiene una joya. Que Mason Greenwood marque un gol hace tiempo que dejó de ser noticia, pero no por habitual deja de ser excepcional. A sus 18 años, cumple 19 el 1 de octubre, el de Bradford hizo el segundo tanto de su equipo ante el Aston Villa, cimentando el decimoséptimo partido sin perder de los de Solskjaer. 

Los diablos rojos han vuelto del parón sanitario como se fueron, como un avión y en las cuatro victorias y un empate que acumulan desde el reinicio, Greenwood ha pasado al elenco principal. Cuatro tantos en cinco partidos. El de Villa Park supuso su gol número 16 como profesional. Números superiores a los de los astros que han dominado la galaxia futbolística en los últimos años: Leo Messi y Cristiano Ronaldo llevaban, a su edad, nueve y seis goles respectivamente.


Hay un hombre clave en la explosión del joven extremo: Ole Gunnar Solskjaer. El técnico noruego, encantado con las actuaciones de Mason en la pretemporada y necesitado de goleadores tras la marcha de Lukaku al Inter, decidió darle a Greenwood galones del primer equipo, en lugar de enviarle a la cesión a la que su fecha de nacimiento invitaba. 

La apuesta no ha podido salir mejor y es que si hay una cualidad de Bradford, que destaca por encima del resto, es la del gol. El ‘26’ ha quemado etapas a la misma velocidad a la que perfora la portería rival. Ambidiestro. Se mueve por todo el frente de ataque, aunque es la banda derecha la que le ha dado preponderancia en Old Trafford. 

Sus actuaciones no pasan inadvertidas y las comparativas son una constante con la que tendrá que vivir. Si Dimitar Berbatov le ponía la etiqueta de sucesor de Cristiano días atrás, ahora es Phil Foden, rival en City y otra de las grandes esperanzas del fútbol inglés, quien le ha colocado a la altura del Kun Agüero. Palabras mayores. "Mason Greenwood es lo mejor que visto en lo que respecta a la finalización. Maneja ambas piernas. Ya sea desde dentro o desde fuera del área, siempre marca. Para la edad que tiene es increíble, no sé cómo lo hace".
Mejor que Cristiano y Messi, cerca de Haaland, lejos de Mbappé.

Como decíamos anteriormente, sus números superan a los de Cristiano Ronaldo y Leo Messi cuando tenían la edad de nuestro protagonista. El portugués, ya en el United y cuya sombra sigue siendo alargada en Mánchester, sumaba seis goles a estas alturas de su carrera. Mientras que la estrella del Barcelona comenzaba a hacerse hueco en el primer equipo culé, pero solo había logrado anotar nueve tantos antes de cumplir los 19 años. Lo que marca el devenir de una carrera es el ocaso y no el amanecer, pero Greenwood promete muchas tardes de gloria a la parroquia de Old Trafford.

Aunque otras estrellas emergentes han logrado superar a nuestro protagonista. Y no son otras que Erling Haaland y Kylian Mbappé. A uno, Greenwood le aguanta el pulso, con el otro no puede. El noruego ha sido uno de los jugadores más ruidosos de la temporada y ya acumulaba 21 tantos al final de la 2018-19, con la edad que tiene ahora Mason. Pero si hay alguien cuya efervescencia está fuera de toda carrera por la precocidad es la estrella del PSG. Mbappé, de 18 años, consiguió 40 goles, acompañados de 26 asistencias, que le llevaron a sentar las bases de una carrera que no parece tener techo. /(AS-10 JUN 2020)