Escucha esta nota aquí

Un comunicado anónimo sacó a la luz un supuesto caso de extorsión y de corrupción en el que se ha visto involucrado el asesor legal de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF), Marco León León. La extorsión se habría cometido contra extrabajadores de la entidad. 

El exdirector técnico de las divisiones menores de Bolivia Gustavo Romanello, el exresponsable de prensa Javier Silva y el exmédico de la selección nacional, dieron su versión.

Romanello denunció a la FBF ante el Ministerio de Trabajo y ganó una demanda por 102.000 dólares, después de trabajar en 2015, pero solo recibió 13.000 dólares. Según el entrenador, en 2018 cuando el desaparecido César Salinas asumió la titularidad de la FBF, León se contactó con él para “arreglar” su caso.

“Primero, sostuvimos una reunión, en la que estaban Salinas, Marcos Rodríguez (vicepresidente de la FBF), Freddy Téllez (exdirector ejecutivo de la FBF), una persona más que no recuerdo y el abogado León. Les conté los antecedentes de mi trabajo. Me dijeron que iban a revisar el caso”, refirió Romanello a Facetas Deportivas.

Días después, León citó a Romanello para un nuevo encuentro, pero, esta vez, sin ningún dirigente. Le dijo que la FBF quería conciliar: “Tengo la plata ahí, son 13.000 dólares. Si vos me firmas, te la doy”. Además, le advirtió: “Me amenazó. Me indicó que si yo iniciaba un juicio a la federación, nadie me iba a querer (no lo iban a contratar en otra oportunidad). Le firmé y me fui con los 13.000 dólares”, agregó.

Romanello aseguró que, por descuido, no leyó el documento que firmó ni se quedó con una copia. “Ahora me entero que, supuestamente, firmé por el monto total”, enfatizó.

Ganó el juicio

Silva aseguró que León le propuso pagarle el 60% de la cifra de su demanda laboral, pero tenía que firmar como si hubiera recibido el total. “Me dijo que era una orden expresa del comité ejecutivo de la FBF. Un día antes, me llamó Adrián Monje (Director de Competiciones de la FBF) y me dijo que estaba viniendo a negociar el mejor abogado laboral de Bolivia. Me estaban metiendo miedo”, afirmó al programa Con + Huevos.

El exfuncionario de la FBF no aceptó la negociación y continuó su juicio, que duró desde 2018 hasta hace unos días. “La semana pasada llegó el cheque judicial”, relató Silva, que trabajó 16 años en el máximo ente del fútbol nacional.

La otra supuesta víctima es el exmédico de la selección, Henry Seas que estampó su firma por 49.130 dólares y recibió 25.000. “Es verdad lo que se publicó sobre los pagos que hizo el abogado León”, confirmó Seas a DIEZ.

En la lista también aparece el exutilero Enrique Sanjinés, presuntamente firmó por 37.000 dólares y León le entregó 20.000. Hasta el momento no ha acudido a la prensa. 

Inician investigación

El presidente de la FBF, Fernando Costa, aseguró en rueda de prensa que tomaron conocimiento del caso Romanello -no se refirió al resto-. “Hemos iniciado una investigación. Presentaremos un informe a la prensa cuando tengamos las conclusiones”, dijo.   

Mientras que León dijo a DIEZ que no puede declarar públicamente, en esta etapa. Una vez que presente sus descargos a la FBF, solicitará autorización para hablar con los medios de comunicación.

Comentarios