Escucha esta nota aquí

“El futbolista está sufriendo un atentado al quedarse en total indefensión”, fue la frase que lanzó el secretario general de Federación Sindical de Futbolistas Profesionales de Bolivia (Fabol), David Paniagua, para resumir el incumplimiento de la federación con el acuerdo firmado el 12 de marzo. El documento indica que se suspenderá inmediatamente las actividades del Tribunal Superior de Apelación (TSA).

Paniagua informó que el comité ejecutivo emitió una resolución, el 23 de marzo, en el que indica la vigencia del TSA, incumpliendo lo acordado con los capitanes de los 16 equipos, en La Paz. “Establecer que el Tribunal de Apelaciones tiene plena vigencia (...)”, dice el inicio del escrito.

En las siguientes líneas detalla: (…) Para conocer las apelaciones interpuestas contra las resoluciones emitidas por los Tribunales de Disciplina, no pudiendo conocer las mismas interpuestas contra las del Tribunal de Resolución y Disputas hasta la conformación de acuerdo con el artículo 72 del Reglamento del Estatuto, teniendo la parte perdidosa o interesada, la opción de acogerse a lo establecido a los artículos 71,72 y 73 del Estatuto”.

El representante del gremio de los futbolistas aseguró que ante esta determinación, los 40 fallos que siguen pendientes no se cumplirán.

Asimismo, Fabol denunció que no ha recibido respuesta de la solicitud de la copia del contrato de los jugadores ni de los seguros médicos. “Nosotros les informamos a los futbolistas y apoyamos las acciones que ellos determinen”, agregó Paniagua.

Comentarios