Escucha esta nota aquí

David  Paniagua, secretario general de Futbolistas Agremiados de Bolivia (Fabol) informó este jueves que el gremio viabilizará que el campeonato de la División Profesional se reanude lo más antes posible, siempre y cuando sea con la participación de los 14 equipos que componen la categoría.

Paniagua entiende que hay clubes que deben varios meses de salarios a sus jugadores, como San José, Aurora y Real Santa Cruz, cuyos planteles retomaron su preparación con la promesa de los dirigentes de que cancelarán sus deudas, una vez que haya actividad que les genere ingresos económicos.

“Siempre hemos viabilizado el inicio de los campeonatos porque entendemos la situación económica del fútbol nacional. Se ha esperado entre dos, tres y hasta seis meses a los clubes en otros momentos y hoy consideramos que la prioridad es que se vuelva a jugar al menos bajo condiciones mínimas. No vamos a permitir que se arranque el campeonato discriminando a algunos clubes. Ese es el compromiso de todos los futbolistas”, dijo el ejecutivo de Fabol.

Sigue el proceso contra la FBF

Por otro lado, Paniagua señaló que la demanda ante la Fiscalía por hechos de corrupción en la Federación Boliviana de Fútbol se mantiene. Aclaró que la policía de la Fuerza Especial de Lucha Contra la Corrupción (FELCC) no pudo traer el pasado viernes de La Paz a Santa Cruz a Marcos Rodríguez, uno de los directivos acusados, porque en la ejecución de la orden de aprehensión hubo errores  que se han corregido para que el proceso se reinicie.

Paniagua considera además que las declaraciones de Fernando Costa, elegido presidente de la FBF en el cuestionado congreso del sábado pasado, sobre la existencia de estructuras corruptas  son irrefutables para demostrar el mal manejo que se viene haciendo en la Federación.