Escucha esta nota aquí

Con el objetivo de tener opciones para el recambio, el DT de la selección boliviana, César Farías, decidió que seis futbolistas se entrenen en Santa Cruz y esperen el partido con Paraguay que se disputará el martes 17. No viajaron a La Paz y trabajan bajo el mando de Pablo Escobar, junto al combinado nacional sub-20.

Farías optó porque los jugadores de Blooming; Júnior Sánchez, José María Carrasco y Jesús Sagredo, se queden en la capital cruceña. También el único convocado de Royal Pari, Bruno Miranda, y los dos legionarios; Jaume Cuéllar (SPAL de Italia) y Boris Céspedes (Servette de Suiza).

Carrasco fue titular ante Brasil y Argentina, conformó la zaga central junto a Gabriel Valverde. Miranda jugó desde el vamos ante la Verdeamarilla e ingresó unos minutos ante el combinado de Lionel Messi. Mientras que Sagredo estuvo frente a la Canarinha y Céspedes ingresó en los segundos tiempos de ambos partidos. Sánchez y Cuéllar no sumaron minutos y esperan su chance.

El central y el volante de la academia cruceña pueden ser titulares porque se destacan en sus respectivos puestos y conocen cómo juegan sus compañeros al desenvolverse en el ámbito local. También puede ir de entrada Céspedes, aunque parte con desventaja al no tener muchos minutos con el resto de los convocados. El lateral derecho celeste tiene menos posibilidades de ingresar porque en la nómina aparecen Diego Bejarano, Óscar Ribera y Carlos Áñez (su puesto natural es volante). La misma suerte pueden correr Miranda y Cuéllar que tienen por delante a Marcelo Martins, Víctor Ábrego y Henry Vaca.

Bolivia se medirá a Ecuador este jueves (16:00), en el estadio Hernando Siles. Mientras que el martes (19:00 hb) visitará a la Albirroja, en el Defensores del Chaco.