Escucha esta nota aquí

La Juventus ha vuelto al trabajo hace unosdías con la buena y esperada noticia del negativo de Paulo Dybala, ya por fin curado del Covid-19. Todos los bianconeri que han pasado la cuarentena en el extranjero (Cristiano Ronaldo, Khedira, Pjanic, Alex Sandro, Danilo, Douglas Costa, Szczesny, Matuidi y De Ligt) han vuelto a Turín... menos dos. Se trata de Gonzalo Higuaín y Adrien Rabiot, que según 'La Gazzetta dello Sport' se quedarán, respectivamente en Argentina y Francia, "algún día más".

La situación del Pipita ya causó varios rumores en las últimas semanas: se dijo que estaría considerando quedarse en Argentina y negociar ya su adiós a la Juventus, con la que termina contrato en 2021. Su padre Jorge, sin embargo, afirmó en TNT Sports, que "no es momento para volver a River Plate", porque el punta quiere "respetar sus acuerdos con la Juventus".

Unas declaraciones que sentaron bien en el ambiente bianconero, que además respeta la complicada situación personal del argentino: su madre está enferma y quiso estar cerca.

Se entiende menos, en cambio, el caso Rabiot: el francés vive su primer curso con la Vecchia Signora y todavía no ha convencido. Según el rotativo italiano "su situación es más compleja" y la Juventus estaría pensando ya en venderle en el próximo mercado (tiene 'novias' en Inglaterra).

Los dos, eso sí, recibirán la convocatoria obligatoria del club en cuanto haya certeza sobre el visto bueno del Gobierno a los entrenamientos en grupo, que podrían empezar el día 18 (de momento, las sesiones son individuales y, sobre todo, 'opcionales').