Escucha esta nota aquí

Ninguno cede en su posición ni da el brazo a torcer en su idea de cómo solucionar los problemas del fútbol, y el campeonato de la División Profesional 2021 corre el riesgo de no arrancar en la fecha prevista, el 9 de marzo.

Para empezar, existe un problema de fondo. La Federación Boliviana de Fútbol (FBF) no reconoce a Fabol como representante legal de los jugadores.

La relación se tensó más cuando Fabol encabezó una denuncia contra la FBF y miembros de su comité ejecutivo, por supuesta corrupción.

Fabol amenazó con recurrir a la justicia laboral si no se atienden sus reclamos, relacionados al pago de los salarios de los futbolistas, seguro social y tribunales arbitrales equitativos, entre otras cosas.

La FBF considera que los futbolistas deben recurrir solo a los tribunales deportivos de la FIFA y agrega que los reglamentos indican que los problemas que existan deben resolverlos con los propios futbolistas y no con sus representantes.

Entre tanto, los representantes de la agremiación sostienen que se encuentran incluidos en la Ley General del Trabajo a través del Decreto Supremo 23570, emitido en 1993.

Según Fabol, San José, Real Potosí, Aurora y Real Santa Cruz son los clubes que tienen problemas contractuales pendientes, algunos de ellos por haber obligado a los jugadores a aceptar montos menores a los que estipulaban los contratos con pretexto de la pandemia.

Fernando Costa, presidente de la FBF, manifestó que la única posibilidad de sentarse a negociar con Fabol, es si no existe ninguna presión que impida el inicio del campeonato la próxima semana.

Los representantes de Fabol realizan una gira visitando a los planteles de los clubes de la División Profesional para ponerlos al tanto de la situación y ratificar su apoyo, ante la posición de la FBF de no considerarlos interlocutores válidos.

La postergación del inicio del campeonato parece inminente ante la falta de un acercamiento a cinco días de la puesta en marcha de la temporada.

En marzo están programadas solo dos fechas, porque el 15 se inicia la concentración de la selección boliviana para encarar la ventana de las clasificatorias a la Copa del Mundo 2022.

Comentarios