Escucha esta nota aquí

Frío y llovizna en Santa Cruz y pese a ello la actividad en Blooming seguía normal. El objetivo para la próxima semana de Nelson Mauriel, se centraba en la Cena Celeste, es más, hasta poco antes de lo sucedido sobre el segundo anillo, esto era su foco, que no faltaran detalles en el evento que apuntaba a recaudar fondos para el club antes del inicio del Clausura 2019.

Él manejaba la marca Blooming a través de Sublimaker y como se trataba de una actividad pro fondos hubo mucha coordinación con Sebastián P., también vicepresidente del club y presidente de la comisión de marketing. Es por eso que estaba junto a Sebastián al momento del suceso ya que la coordinación en los últimos días era plena para que todo saliera bien.

Con quienes impulsaban la Cena Celeste habían quedado que el evento se iba a realizar en un club social a pocos metros de la plaza principal. Ya lo habían visto y se había llegado a un acuerdo con la administración. “Con todo esto no creo que se realice”, dijo una fuente del club, golpeada luego de conocer la noticia de la muerte del dirigente.

Mauriel era además el que manejaba la marca Blooming, en camisetas y suvenires, por lo que tenía una ligazón con cada actividad de marketing. Sus últimas horas las desarrolló así, apuntando a la Cena Celeste que en anteriores oportunidades había reunido a una gran cantidad de hinchas. Pero además apuntaba a un plan de llevarse las camisetas hasta su casa a quienes la hubieran comprado por Internet. Todo eso quedó varado en estos momentos.

Su muerte se confirmó poco después de las 21:00 del jueves estando acompañado por Sebastián P. que sobrevivió a cuatro disparos de acuerdo al primer informe que emitió la Policía. Mientras tanto, la dirigencia y muchos socios del club han emitido su pesar a través de las redes sociales.

Comentarios