Escucha esta nota aquí

La selección sumó este jueves su tercera derrota consecutiva en la Copa América de Brasil. Perdió en esta jornada ante Uruguay por 2-0, demostrando una vez más que es un equipo frágil y que no puede sostener el buen juego que despliega por momentos.

Los charrúas abrieron el marcador mediante un autogol del arquero Carlos Lampea los 39 minutos y Edinson Cavani selló el triunfo de los uruguayos a los 79’.

Con esta derrota, que tiene un sabor a eliminación, Bolivia tiene definida su suerte en el torneo. No suma puntos luego de tres presentaciones, entre tanto Uruguay aseguró el pase con este triunfo.

En la primera parte, el representativo nacional fue el primero en generar la situación más clara de gol. A los 11 minutos, un pase de Ramiro Vaca a Rodrigo Ramallo permitió al volante de Always Ready quede de  frente al arco, pero su remate salió apenas desviado.

Después, Uruguay tomó el control del partido al administrar mejor la pelota y buscar el gol con una intensa presión por las puntas donde Nahitan Nandez fue clave en el apoyo a Edinson Cavani y Luis Suárez, que no estuvieron efectivos de cara al arco.

Vale destacar la actitud del equipo nacional, que tuvo una gran actitud para defender. El rol de lateral derecho de Erwin Saavedra fue la novedad, aunque el de mayor trabajo fue Roberto Carlos Fernández por izquierda.

La zaga tuvo buen desempeño, pero tuvo un par de desconcentraciones de mucho riesgo, como ocurrió a los 39 minutos, cuando un mal saque de Lampe ocasionó que Uruguay recupere la pelota y Nandez saque un centro rasante, que terminó en autogol de Jairo Quinteros.

Pese a los yerros, la Verde dejó buena impresión en la primera parte. En algunos pasajes intentó generar juego y eso posibilitó que asome en un par de ocasiones sobre el arco de Fernando Muslera. No fue suficiente para empatar, pero al menos la sensación fue que podía conseguirlo.

En el complemento volvió el sufrimiento, aquel que nos costó una goleada en contra ante Paraguay en el debut. El trajín de la primera parte le pasó factura a la Verde. En esta etapa, César Farías hizo cambios. Ingresaron Henry Vaca y Danni Bejarano tras el descanso y a los 60’ entró Marcelo Martins, el goleador histórico de la selección que no estuvo en las dos fechas pasadas, al igual que Henry Vaca y Luis Haquin, por dar positivo al Covid-19.

Pese a las variantes, el partido fue muy favorable a Uruguay. Salvo el potente remate de Ramiro Vaca, a los 51 minutos, que desvió muy bien Muslera, después no se vio una sola propuesta ofensiva.

Decayó el juego de Bolivia y eso facilitó las cosas al equipo que dirige Washington Tabárez, que después de varias situaciones claras de de gol pudo aumentar a los 79’ mediante Cavani.

Era de esperarse una nueva conquista de los celestes orientales, que ahogó a su rival con una presión desgastante y que lo deja prácticamente fuera de toda posibilidad de clasificación.

La ficha técnica del partido  

Bolivia - Uruguay 0 - 2 (0-1)

Estadio: Arena Pantanal (Cuiabá)

Árbitro: Herrera Alexis (VEN)

Goles:

Uruguay: Carlos Lmape (40 en contra), Edinson Cavani (79)

Amonestaciones:

Bolivia: Henry Vaca (47), Erwin Sánchez (80)

Alineaciones:

Bolivia: Carlos Lampe - Erwin Saavedra, Jairo Quinteros, Adrián Jusino, Roberto Fernández (Enrique Flores 74) - Jeyson Chura (Henry Vaca, 46), Leonel Justiniano, Ramiro Vaca, Juan Carlos Arce (Erwin Sánchez, 68), Moisés Villarroel (Danny Bejarano, 46) - Rodrigo Ramallo (Marcelo Martins, 61). DT: César Farías.

Uruguay: Fernando Muslera - Nahitán Nández (Giovanni González, 87), José Giménez, Diego Godín, Matías Viña - Federico Valverde, Matías Vecino, Nicolás De La Cruz (Rodrigo Bentancur, 61) - Edinson Cavani, Giorgian De Arrascaeta (Facundo Torres, 73), Luis Suárez (Maximiliano Gómez, 87). DT: Oscar Washington Tabarez.






Comentarios