Escucha esta nota aquí

La ajustada victoria ante San José por 1-0, el jueves en el Tahuichi, no solo sirvió de alivio, sino que planteó desafíos para lo que se viene. Oriente visita mañana en el Félix Capriles a Aurora (15:00), con variantes que buscan afianzarse en el puesto. Entre ellos está el argentino Pablo Ruiz, el extremo derecho que juega con la 7 en la espalda y que ante los ‘santos’ demostró que puede ser útil en un equipo en transformación.

Ruiz jugó de extremo derecho y cuando tuvo espacio, pisó el área rival. Forma parte del ‘nuevo’ medio campo de Oriente que complementan Daniel Rojas (de gran proyección) y Sebastián Gamarra, además de Lucas Mugni, el mejor jugador que en estos momentos tiene Oriente. En el clásico ingresó en el complemento y un remate suyo permitió descontar en el marcador. Eso le valió para arrancar de titular.

El técnico interino, Luis Marín Camacho, ordenó ayer una labor liviana, centrada en la recuperación de quienes jugaron el jueves, sabiendo además que no hay mucho tiempo porque mañana tiene otro reto en el valle. Ruiz acabó bien, no solo en lo físico, sino en lo anímico porque su rendimiento fue óptimo. Jugó por Jhon García, expulsado en el clásico, y aunque el sub-20 vuelve, Pablo seguirá en el onceno.

El que le dejará su espacio es el también argentino Mauricio Sperduti, que acabó lesionado tras el encuentro. Si Camacho decide colocar a García como extremo, Ruiz estará unos metros más arriba junto a José Alfredo Castillo, que se anticipa como el único punta. Y si decide mantener a Ruiz por derecha, entonces es García el que tendrá opción de ir arriba. La práctica de hoy en la sede de San Antonio será decisiva.

La otra duda está centrada en el medio campo, ya que tras la expulsión ante Blooming, ha quedado habilitado Alexis Ribera. Su lugar lo ocupó Daniel Rojas, que volvió a jugar un buen partido, acompañado de cerca por Sebastián Gamarra. Rojas es además sub-20, pero ya demostró que tiene pasta para jugar en Oriente. Lo del ‘Pirlo’ boliviano tácticamente fue bueno, no luce, hace la simple y le permite a su equipo jugar rápido. Esas características lo afianzan en el onceno titular.

El que también fue ratificado como el nexo entre el medio y el ataque es Lucas Mugni. El 10 albiverde sigue rayando a gran nivel y su titularidad no se discute. Con Castillo se entiende mejor a medida que pasan los partidos, además que es un jugador que cuando tiene espacio va hacia la ofensiva. Fue el primer crítico tras la caída en el clásico, y también el primero que felicitó al plantel tras la victoria ante San José, que permitió sumar seis puntos.

Para Oriente sumar en el valle es fundamental en procura de prenderse en la pelea con los de arriba. Camacho y su plantel saben de la importancia de vencer a Aurora, porque venciendo a este rival y con el partido pendiente que tienen en casa ante Real Potosí, pueden meterse en el pelotón de equipos que busca alcanzar a Wilstermann, que de momento es el absoluto puntero. La esperanza se centra en el aire nuevo que le inyectaron Gamarra, Rojas y Ruiz de mitad de cancha hacia arriba. Esta mañana se confirmará el onceno.

Comentarios