Escucha esta nota aquí

La policía de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) que aprehendió la tarde de este jueves a Marcos Rodríguez en el estadio Hernando Siles de La Paz no pudo viajar con el dirigente federativo a Santa Cruz.

Rodríguez sufrió una descompensación cuando se encontraba en el aeropuerto de El Alto,  minutos antes de subir al avión que lo iba transportar a la capital cruceña.

Esta situación originó que sea atendido en un centro médico de la población alteña, por lo que se prevé que este viernes pueda viajar a Santa Cruz para declarar ante un juez cautelar por las denuncias de hechos de corrupción en la FBF.

Rodríguez, el comité ejecutivo y un grupo de personas allegadas a la FBF afrontan una demanda en su contra de parte de Fabol, los clubes Oriente Petrolero, Blooming, Guabirá y varios equipos de la Asociación Cruceña de Fútbol.