Escucha esta nota aquí

No hay conciliación. Continúan las diferencias entre los clubes de la División Profesional que forman el G8 (The Strongest, San José, Aurora, Municipal Vinto, Nacional Potosí, Real Santa Cruz, Real Potosí y Always Ready) con los del G6 (Bolívar, Wilstermann, Oriente Petrolero, Blooming, Guabirá y Royal Pari).

Lamentablemente no prospera la buena voluntad que demuestra el Viceministro de Deportes, Augusto Chávez, para acabar con posiciones extremas de estos sectores, que están divididos por la dualidad de poder en la Federación Boliviana de Fútbol (FBF).

La máxima autoridad del deporte convocó a una reunión virtual para este lunes a los 14 presidentes de los clubes. El objetivo fue lograr un entendimiento y abrir la posibilidad de que el campeonato se reanude después de las elecciones nacionales, fijadas para el 18 de octubre.

Asistieron 13 delegados de los 14 equipos. El ausente fue Real Potosí.

Cuando todos manifestaron su interés de que la temporada de competencia se reanude lo más antes posible se desató la polémica, hasta con palabras subidas de tono, que gestó uno de los clubes del G8 al exigir que en la reunión esté el presidente de San José, Huáscar Antezana, no así el representante del Tribunal de Honor del club santo, Luis Cossío.

La petición fue aceptada para que estén ambos. Esto originó que la cita ya no pueda desarrollarse con normalidad, porque después también se observó la presencia de un miembro de Futbolistas Agremiados de Bolivia (Fabol). 

A partir de ese momento, Chávez ya no pudo comandar la asamblea con debía ser, pues gran parte de los clubes del G8 optaron por desconectarse y abandonar una reunión que buscaba llegar a conclusiones que beneficien a todos.

Rodríguez convocó a consejo superior

Marcos Rodríguez, uno de los presidentes de la FBF, convocó para este martes, a las 9:00, a una reunión virtual de consejo superior de la División Profesional. Lo más probable es que se suspenda por falta de quorum, tal como sucedió con las que convocaron hace una semana tanto Robert Blanco, reconocido presidente de la FBF por un fallo constitucional, como el mismo Rodríguez.