Escucha esta nota aquí

Con garra, fútbol y efectividad, Royal Pari se dio el gusto de frenar este miércoles a uno de los punteros del Clausura, Bolívar (comparte el liderazgo con Wilster). Los dirigidos por Francisco Maturana no solo ganaron por 2-1, en partido disputado en la Caldera, sino que le jugaron de igual a igual y por momentos superaron en fútbol a uno de los equipos, que mejor fútbol está demostrando.

Royal Pari entró a jugarse la vida y se notó en cada balón que disputó. Tercer partido de Francisco Maturana al mando y ya se observa algunas características de lo que quiere, un equipo luchador y con buen pie, que presione en todo el campo. Con ello mejoró bastante el inmobiliario.  En los anteriores dos encuentros dejó buena imagen, ganándole primero a Oriente Petrolero y luego perdiendo por la mínima diferencia en su visita a Wilstermann (1-0).

Con ese rostro, Royal Pari superó en la posesión del balón a Bolívar, el último campeón de la División Profesional. Se lucieron en ese trabajo José Luis Chávez, Thiago Ribeiro y Layonel Figueroa. Los dos primeros quitando y saliendo rápido con balón dominado. Layonel tuvo la función de hacer daño por el centro y por los extremos. Así se contrarrestó la apuesta de Vigevani, con Juan Carlos Arce y Juan Miguel Callejón como líderes de un equipo, que de local y visitante siempre ataca.

El que abrió el marcador fue el visitante, con un gol de tiro libre, convertido por el español Callejón. Grave error en el local, pues el balón pasó por el espacio que dejó la barrera al abrirse. La falla molestó al entrenador Maturana, que reclamó mayor concentración. El tanto en lugar de frenar a Royal Pari, fue una motivación para salir a atacar, y su reacción tuvo premio.

El empate se dio con un golazo de Layonel, que dejó a tres rivales en el camino a punta de dominio y luego lanzó un riflazo. Era el minuto 11, y el arquero Leonel Moreira no se explicaba por donde entró el balón. De ahí para adelante fue un ida y vuelta, con peligro en los dos arcos. A los 24’, Machado remató y tapó Jorge Araúz, luego Layonel la mandó apenas desviada, a los 28’.

Pasaron los minutos y la lucha por el dominio en el medio terminó ganándola Royal Pari, gracias al oficio de Chávez y Ribeiro; también mostró seguridad el zaguero central Anier Figueroa. Arriba, John Jairo Mosquera estuvo bien cuidado por la defensa celeste, pues cuando recibía el balón el delantero, rápidamente era rodeado por dos o tres jugadores. Así el grandote colombiano tuvo pocos espacios para desarrollar su fútbol.

Liquidó sobre el final

En la segunda parte, Royal Pari demostró de entrada que lo quería ganar. A los 52’, Layonel exigió a Moreira con un remate con potencia, mientras que Bolívar respondió con un disparo cruzado del argentino Jorge Pereyra, que se fue apenas desviado. Luego el partido ingresó en una lucha por el dominio, con las dos defensas bien seguras, que despejaban todo lo que le llegaba.

Pasaban los minutos y el empate parecía cantado, pues el ritmo fue bajando porque el físico ya comenzaba a sentir los efectos del ida y vuelta. Las fuerzas se iban perdiendo, pero Maturana metió a dos hombres que le dieron más poder, Mauro Milano, por el centro, y Juan Carlos  Zampiery, por el lateral derecho. Así tuvo más juego sobre todo en los últimos 10 minutos.

A los 85’, cuando Bolívar parecía conformarse con el empate, Royal Pari seguía atacando. Así, Mosquera hizo una pared para rematar potente, pero Moreira respondió con una gran tapada, con los jugadores del local que se agarraban la cabeza, preguntándose cómo fue que no entró el balón.

Siguió intentando Royal Pari hasta que un minuto después, al 86’, llegó el tanto del triunfo. Centro pasado de Pedro Siles, que Moreira despejó a medias, pero que Rodrigo Cabrera se dio modos para llegar y empalmar de primera. El triunfo era una realidad y por ello sus compañeros se enloquecieron en la celebración. Era el premio para un equipo que buscó más el triunfo que su rival, que intentó reaccionar cuando ya no quedaba nada para el pitazo final.

Royal, que subió del noveno al séptimo puesto del Clausura, ha crecido con la llegada de Maturana, ahora se le viene Real Potosí de local. Con el triunfo de ayer, es el mejor cruceño ubicado.

 

Comentarios