Escucha esta nota aquí

Ocho clubes de la División Profesional podrán dar el visto bueno al reinicio del torneo Apertura en el próximo consejo. El 50º congreso de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) determinó modificar la norma y en primera instancia se esperará, al menos, a los dos tercios de los dirigentes y dos horas después se podrá instalar la reunión con la mayoría simple (8).

En la previa, ya se conocía la intención que tenía el G-8 (Always Ready, The Strongest, Municipal Vinto, Real Santa Cruz, Real Potosí, Nacional Potosí, Aurora y San José) de cambiar la norma para no depender del G-6 (Bolívar, Wilstermann, Blooming, Guabirá, Oriente Petrolero y Royal Pari) en las resoluciones posteriores. La última vez que los 14 clubes estuvieron en una cita fue en abril de este año. La división generó que el fútbol siga paralizado desde marzo. 

¿Cuál será el mecanismo? El nuevo presidente de la FBF, Fernando Costa, citará a los clubes. El día y la hora pactados, se esperará la presencia de dos tercios de los dirigentes. Si no llegan, se dará un margen de dos horas y posteriormente se instalará el consejo con la simple mayoría, quiere decir con ocho clubes.

“Nos vamos a reunir para ver qué acciones vamos a tomar”, dijo a DIEZ el vicepresidente de Guabirá, Ronald Paz. Mientras que una fuente cercana al grupo opositor informó a este medio que no se descartan recurrir al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) de FIFA tras las determinaciones calificadas como "ilegales". 

Blooming y Guabirá impugnaron el congreso por las decisiones del comité ejecutivo que comanda Marcos Rodríguez, que no tenían el permiso sanitario del Ministerio de Salud para desarrollar la reunión en la sede de Gobierno. Fue una de sus observaciones. Además, aseguraron que la conexión virtual que realizaron algunos dirigentes fue indebida.