Escucha esta nota aquí

Es complicado que se juegue con una capacidad reducida de espectadores el partido por las eliminatorias sudamericanas entre Bolivia y Argentina, pactado para el 13 de octubre. Todo apunta a que será un encuentro a puertas cerradas en el estadio Hernando Siles por las exigencias que se deben cumplir, según afirmó el doctor René Sahonero, asesor del Ministerio de Salud.

El especialista explicó que son tres aspectos claves para que haya público. El primero es que debe eliminarse la prohibición de realizar espectáculos públicos. El segundo es que el número de contagiados tiene que bajar. Y tercero está el cambio de calificación del municipio paceño, pues en la próxima evaluación tendría que pasar de alto a medio riesgo de contagio.

“Primero está la salud y la verdad que es complicado que se juegue con espectadores. Lo veo poco probable”, sostuvo Sahonero, que recalcó que él es futbolero y claro que le gustaría “que la selección tenga apoyo”, pero que “no se pondrá en riesgo a la gente”.

Bolivia primero debe enfrentarse a Brasil, en la primera fecha de las eliminatorias, a jugarse en Sao Paulo el 9 de octubre. En el estadio Neo Química Arena (Ex Arena Corinthians) también había la posibilidad de que haya público, una situación que después fue descartada.