Escucha esta nota aquí

El objetivo es ir asentando la idea futbolística que el seleccionador Eduardo Villegas, pretende implantar en sus dirigidos, antes de encarar la Copa América en Brasil del 14 de junio al 7 de julio. Es por eso que aprovechó estos últimos dos días de microciclo en Santa Cruz para jugar dos amistosos, el último este miércoles ante Royal Pari, en la sede del club Blooming (el tiempo impidió jugar en Kalomai).

En la planificación del técnico queda un microciclo más, pero con jugadores sub 23, a mediados de mayo, para luego dar la nómina definitiva que viajará primero a Nantes para el amistoso ante Francia (3 de junio) que en teoría serán los mismos que se inscribirán para el torneo de selecciones en Brasil. El Apertura debe finalizar el 22 de mayo y desde el 23 el técnico pretende tener a todos concentrados en Santa Cruz.

Este microciclo que comenzó el lunes, terminó con 19 convocados de los 26 de inicio ya que el martes por la noche los jugadores de Blooming, Rubén Cordano, José María Carrasco, José Vargas, César Menacho y Paúl Arano, viajaron hasta Cochabamba para unirse a la concentración del plantel hasta el final del campeonato. Antes se fue por lesión Leonel Justiniano (Bolívar) y hubo un permiso a Mario Cuéllar (Oriente).

El técnico Villegas ensayó varios sistemas, como el 4-4-2, el 4-2-3-1 y el 3-5-2 que son los que se utilizan durante un partido. Los últimos amistosos oficiales de la Verde fueron ante Corea del Sur y Japón, con resultado adverso en ambos casos por 1-0. Pero estos partidos le dieron al seleccionador y a los jugadores una pauta de la exigencia que se encontrarán cuando arranque el torneo en Brasil.

Comentarios