Escucha esta nota aquí

Al final pasó factura la falta de ritmo. Fue un enfrentamiento entre un equipo brasileño con 16 partidos oficiales disputados contra el representante boliviano sin siquiera un amistoso en los últimos seis meses, el tiempo que por la cuarentena en el país no se disputaba un encuentro oficial. Wilstermann cayó de local ante Atlético Paranaense, que luego de estar en desventaja en dos ocasiones logró imponerse por 2-3, en partido correspondiente al grupo C de la Copa Libertadores.

Un aviador decidido a que su rival sienta la localía logró de entrada tener las mejores ocasiones, con un Patricio Rodríguez movedizo, que debutaba, pero que parecía que ya llevaba varios partidos con el equipo cochabambino. Fue el único refuerzo que jugó de entrada. Así, Rodríguez, a los 6, en base a velocidad logró crear la primera situación de gol clara, tras un centro medido, pero que Gilbert Álvarez no logró cabecear.

Dos minutos después, el mismo Rodríguez fusiló a Santos, pero el arquero del Paranaense respondió bien evitando la apertura. Era el mejor momento de Wilster, que logró el 1-0 a los 10 minutos, luego de un pase a las espaldas de ‘Pochi’ Chávez, cuyo destino fue Álvarez. El atacante llegó para anticipar al arquero Santos, y elevar el balón para dejarlo atrás y definir. Golazoooo. Se hacía justicia en el marcador.

A los 16’, casi llega el segundo tras un tiro libre de Chávez, el argentino que desparrama talento en la creación aviadora. Luego esa presión y orden no la pudo mantener, dejando crecer a Paranaense. A los 30’, ‘Lucho’ González cabeceó y cuando el balón tenía destino de gol, el arquero Arnaldo Giménez estiró la mano izquierda y salvó su arco. En el rebote, Érick no pudo conectar y se falló un gol debajo del arco.

A los 38’, llegó el gol del empate del Paranaense, luego de un penal que provocó Aponte al tratar de frenar a Fabinho. El encargado de cobrar la pena máximo fue ‘Lucho’ González, que no falló y dejó el partido igualado. Así se fueron al descanso.

En la segunda parte, el aviador logró nuevamente ponerse en ventaja con gol de Serginho (56’) que apareció en el área chica para empujarla luego de una jugada armada por ‘Pochi’ Chávez y ‘Patito’ Rodríguez. Hasta aquí parecía que el local tomaba el control del partido y el visitante se quedaba esperando en su campo.

No fue así, pues Paranaense sintió que tenía fuerzas para buscar algo más que una derrota. A los 74’ llegó la igualdad de los visitantes cuando Christian ingresó al área para vencer a Giménez. En la jugada previa el que falló fue Edward Zenteno. Con el 2-2, el técnico Cristian Díaz introdujo cambios, que no le dieron resultado. Ingresaron Pedriel por Álvarez y Arrascaita por Rodríguez.

Cuando el partido terminaba (90’), Paranaense logró el gol del triunfo por intermedio de Wálter, que colocó el balón al lado izquierdo de Giménez, cuando su defensa ya no hacía pie. Tras el resultado, el grupo C lo encabezan Paranaense y Colo Colo, con 6 puntos. Luego se ubican Wilstermann y Peñarol, con tres puntos.

Volvió el fútbol a Bolivia con frustración, en un estadio Félix Capriles que lució sin público debido a la pandemia. El aviador debe recuperarse lo antes posible, un triunfo lo pondrá de nuevo en carrera para avanzar a los octavos de final.