Escucha esta nota aquí

El periodista, conferencista y escritor cubano Ismael Cala estuvo entre los invitados del programa Qué Semana! de EL DEBER Radio este sábado, donde conversó desde cómo sobrellevar la pandemia, la oportunidad de reinvención, el hackeo del cerebro y hasta se animó a enseñar ejercicios para convertir pensamientos negativos en una sonrisa plena.

El expresentador de CNN y autor de una decena de títulos motivacionales recordó sus visitas a Santa Cruz de la Sierra, rescatando de aquellas experiencias la amabilidad de su gente y la pujanza, traducida en nuevos edificios y empresas que descubría a su regreso.

Fue una hora de una entrevista en la que conversó con los conductores Pedro Rivero, Mónica Salvatierra, Ingrid Rivero, Juan Manuel Ijurko y Sandra Quiroga.

Cala contó que vivió el confinamiento por la pandemia del coronavirus en su departamento en Miami. Allí, confesó que pasó una semana sumido en la incertidumbre y miedo, hasta que decidió sacudirse y dedicarse a leer y a escribir el libro que tituló Fluir para no sufrir.

"La pandemia fue una gran lección de aprendizaje y un baño de humildad para entender que hay cosas que nos rebasan, que hay que fluir para no sufrir", expresó el periodista.

Liderazgo

La obra literaria propone el modelo del líder bambú, en alusión a la planta que tiene raíces firmes, como los principios y los valores de la vida, que crece exponencialmente hacia arriba y que aprende a moverse fluidamente para sobrellevar las tempestades. 

"Nos invita a ser capaces de desaprender y no quedarnos con creencias que nos trajeron nuestros bisabuelos ni estancados con la moral de tres siglos atrás, lo que no debe cambiar es quién soy en esencia ni mis valores, como la humildad, integridad, compasión", expresó y recordó la filosofía de Buda, que creía que la causa mayor del sufrimiento son los apegos.

En este punto resaltó la importancia de intervenir a la juventud latinoamericana, de otorgarles a los niños y jóvenes "una caja de herramientas para que creen un futuro prometedor, se empoderen, tengan autonomía, independencia, inteligencia emocional y conozcan cómo trabajar su propio 'sistema operativo'".

En esta tarea cuestiona que los colegios no enseñen cómo funciona el cerebro ni dan las herramientas para elevar la inteligencia emocional y la espiritual ni gerenciar y cultivar la paz por encima de las circunstancias, así como el analfabetismo emocional de los padres, que no aprendieron a identificar, interpretar y fluir con sus emociones,  y no pueden enseñárselo a sus hijos.

Hackear la mente

Para Cala, el 90% de los seres humanos son esclavos de su cerebro, un órgano que tiene como única función, limitante y primitiva, mantenerlos vivos.

En el cerebro se alojan traumas de sucesos trágicos antiguos y pensamientos negativos que evitan a las personas avanzar. Por lo cual, es necesario reprogramarlo para que este órgano "trabaje para tí y no tú para él, y uno sea su programador consciente".

Un ejercicio que propone es el "vómito de la mañana", que se trata de drenar los pensamientos de las primeras horas del día, el caos de la mente y dejar un espacio para diseñar ideas positivas. 

Cómo convertir pensamientos negativos

Este fue un momento muy íntimo, en el que el orador confesó haber necesitado tratamiento siquiátrico a los 15 años y sentir vergüenza de lo que digan los demás por mucho tiempo. 

Cala reveló que sufrió de delirio de persecución, considera que por cuestiones genéticas, ya que su padre padeció esquizofrenia y un abuelo y una tía, otros desórdenes mentales. 

"Lo que yo estoy haciendo es reivindicar la historia de mi abuelo, mi tía y mi padre. Un día dije que eso tendría poder sobre mí mientras siga sintiendo vergüenza o culpa de ello, así que me liberé y comencé a hablar de esos temas, porque no debo sentirme mal de que un órgano como el cerebro hubiera tenido descomposición química o temas eléctricos en nuestra familia", reveló.

A partir de estas confesiones, explicó que el mayor estímulo para ser felices en este mundo es la libertad y la aceptación personal. 

Víctima o líder en la pandemia

Para el invitado, en esta época las personas debieron decidir si convertirse en víctimas de esta crisis y dejarse destruir por ella o en líderes y construir sobre ella. "Hay gente que se tira a llorar y gente que vende pañuelos".

Explicó que todos tienen derecho a vivir el duelo, pero que este debe tener un tiempo de caducidad. Si no se puede controlar este sentimiento, sugiere buscar ayuda profesional, leer, buscar discursos Ted inspiradores o hacer cualquier cosa por salir del estancamiento. 

Cómo reinventarse

En este punto expuso la necesidad de los "migrantes digitales", aquellos que no han nacido en la era digital, de abrir en el cerebro un laboratorio de exponencialidad  o innovación exponencial. 

"Existe la importancia de vivir en dos mundos, el de lo real y físico y el de lo exponencial, globalizado y digitalizado. El que no tenga esos laboratorios dentro quedará como un fósil dinosáurico y el que no se monte en el tren de las tecnologías no podrá llevar su marca personal o emprendimiento a un nivel mayor", explicó.

La empresa multimedia EL DEBER fue su ejemplo de innovación, ya que con su incursión en el streaming y presencia en todas las plataformas y redes sociales logró que su audiencia sea global. 

También está convencido de que todas las personas deben verse como marcas, productos o microempresas que prestan el servicio de añadir valor a otros. 

Aquí mencionó la importancia del liderazgo, de no ser un empleado pasivo, sino un líder que tenga influencia, ejemplo, comunicación asertiva y análisis. 

Bolivia, ¿cómo lidiar con la pandemia, la corrupción y un proceso electoral cercano?

"Primero, cada uno debe preguntarse ¿qué cambio quiero ver en el país que yo vivo? Mahatma Gandhi decía que si uno quiere ver cambiar su entorno, lo primero que tiene que hacer es cambiarse a sí mismo", aconsejó.

Cuestionó que el ser humano tienda a quejarse de lo que le pasa y a querer que los demás cambien, incluyendo a sus dirigentes, sin "mirar hacia adentro y cuestionarse sobre lo que puede cambiar para elevarse a un nivel de conciencia alto e integridad de poder exigir a los otros que lo hagan".

Sugiere trazarse un plan de acción para las cosas que sí se pueden controlar: cómo formarse más, cómo trabajar el sistema nervioso para poder soportar la turbulencia, cómo procesar los pensamientos y las relaciones, etc. Mientras que lo que no se pueda controlar debe ser liberado y tomar la decisión de dejar de sufrir por ello.

Un ejercicio para encontrar la paz

Al consultarle sobre cómo despejarse en momentos de negatividad propuso el ejercicio de las tres "S", sentir, soltar y sonreír.

Los pasos:

1.- Sentarse, quitar el piloto automático de la mente, cerrar los ojos e inhalar mientras se siente lo que está pasando dentro de uno mismo.

2.- Exhalar, soltando un suspiro profundo y mantenerse sintiendo en silencio.

3.- Llevar la atención y al centro de tu corazón, sentir sus latidos, reconocer el milagro de estar vivo, conectarse con la fe y sentir cómo el cuerpo se llena de gratitud infinita y eso se convierte en una sonrisa.

Repitiendo dos o tres veces, asegura que se rediseña la energía. "Para mantenerte saludable en armonía vas a tener que diseñar tu energía en positivo porque de lo contrario el cuerpo se desarmoniza y se enferma", concluyó.

Más de Cala

Ismael Cala realiza, de manera gratuita, meditaciones guiadas cada domingo, a las 10:00 (hb), que pueden serguirse en Facebook, Twitter, Instagram y YouTube. 

El 16 y 17 de octubre brindará el seminario el Negocio de ser tú, en el que participarán líderes y expertos en áreas relacionadas con las finanzas, mercadeo, emprendimiento, plan de negocios y publicidad. "Cómo llevar un sueño y materializarlo en un emprendimiento", detalló.

Algunos de sus invitados de lujo serán Deepak Chopra, escritor y conferencista indio; John Calvin Maxwell, escritor, entrenador y conferencista estadounidense; Andrés Moreno, fundador y CEO de Open English y también habrá representación boliviana, con Valeria Hinojosa, emprendedora y blogera, además de otros líderes de distintos países.

Para mayor información pueden consultar su página www.ismaelcala.com/nst/