Escucha esta nota aquí

La campeona mundial frente a la vigente reina europea. España choca con la Eslovenia del fenómeno Luka Doncic el domingo (04:20 hora de Bolivia) en un duelo por la primera plaza del grupo C, sinónimo de evitar al ogro Estados Unidos en cuartos.

La Federación Internacional de Básquetbol (FIBA) precisó el viernes las normas para el sorteo de cuartos, novedad en esta edición olímpica: El mejor segundo, que entra en el primer bombo -junto a los primeros de las tres llaves-, deberá jugar contra otro segundo del otro bombo.

El 'Team NBA' se perfila como segundo del grupo A y normalmente entrará en el primer bombo por la diferencia de puntos. En ese caso, el perdedor del España-Eslovenia irá al segundo. Y en el sorteo tendrá un 50% de posibilidades de cruzarse con los norteamericanos.

Con este panorama el duelo entre los dos equipos europeos se asemeja más a una eliminatoria que a un partido de la fase de grupos.

- 'Imparable' -

"Lo que más me impacta no son tanto los números de Doncic, sino la sensación de que parecen imbatibles y Doncic, imparable. Luka no ha perdido un partido con la selección eslovena. Es un ganador que arrastra a un equipo bueno", señaló el seleccionador español Sergio Scariolo sobre el récord de 15 partidos y 15 victorias como internacional del jugador.

Entre ellos, el triunfo por 20 puntos ante España en las semifinales del Eurobasket de 2017, el último que se disputó y que se llevó Eslovenia ante la sorpresa general.

Entonces Doncic tenía 18 años y era titular, pero el liderato era cosa de Goran Dragic, que no está en Tokio.

En cuatro años el fenómeno se ha convertido en una gran estrella de la NBA y por el momento surfea los Juegos con una ola que arrastra a sus compañeros, cómodos y eficaces en sus papeles de reparto.

España, plagada de veteranos, empezando por su leyenda Pau Gasol, que busca el oro que falta en su palmarés en sus quintos Juegos, es un equipo más coral, un puzle que ensambla con brillantez Scariolo y en el que Ricky Rubio es su pieza maestra.

El base de 30 años ha alcanzado el punto de madurez perfecto. A su paleta histórica de recursos; robos, asistencias y magistral dirección del juego, ha añadido una gran capacidad anotadora, 23 puntos de media en los Juegos y 6/8 en triples.

- Traspaso y semiaislamiento -

Sin embargo, habrá que ver cómo digiere las noticias que llegan desde Estados Unidos: el viernes fue traspasado de los Minnesota Timberwolves a los Cleveland Cavaliers, otro equipo sin grandes ambiciones en la NBA.

Además, Scariolo tiene a tres jugadores en semiaislamiento -Marc Gasol, Usman Garuba y Alberto Abalde- por contacto cercano con un caso de covid-19 en el avión que transportó al equipo a Tokio. 

Los jugadores pueden entrenar y competir, pero el resto del tiempo deben permanecer en habitaciones individuales. Se mantendrán en esta situación hasta el 4 de agosto, un día después de los cuartos.

"Estamos navegando bastante bien entre dificultades de diferente naturaleza en esta primera parte de nuestra estancia en Tokio. Y desde luego la altura del obstáculo sube, así que hay que subir la altura del salto", añadió Scariolo este sábado.

Mientras, Eslovenia camina por sus primeros Juegos en un estado de euforia. Todo fluye en la pista y Doncic encuentra socios cuando decide asistir, como el pívot estadounidense nacionalizado Mike Tobey, los escoltas Klemen Prepelic y Zoran Dragic, o el alerto NBA Vlatko Cancar.

Julio Lamas, el entrenador argentino que dirige a Japón, es un buen observador tras caer ante ambas selecciones en las dos primeras jornadas.

"Antes del torneo olímpico, pensaba que España era mejor que Eslovenia. Ahora no lo sé, quizá España sea mejor, pero no estoy seguro porque no sé cómo se puede parar a Doncic", dijo sobre la respuesta que debe encontrar la campeona del mundo.

Comentarios