Escucha esta nota aquí

Después de que la lluvia obligara a acortar y condicionara muchísimo la segunda sesión de ensayos libres, los tiempos de referencia del viernes fueron los de la primera tanda, la matinal, donde el británico Lewis Hamilton (Mercedes) fue el más rápido.

A 86 milésimas quedó en esa primera sesión su compañero finlandés Valtteri Bottas, que llevaba neumáticos más suaves y por tanto más rápidos en una vuelta.

En la segunda sesión, que tradicionalmente es la más rápida, la lluvia se invitó a la fiesta.

Con 12 vueltas para el alemán Sebastian Vettel, autor de un mejor tiempo no significativo, y 10 para el monegasco Charles Leclerc, Ferrari forma parte de las escuderías que pudieron realizar más kilómetros en esa segunda tanda.

Sin tercera sesión de ensayos libres el pasado fin de semana en Austria, como todo el mundo, y obligados a un doble abandono en la carrera del domingo, la 'Scuderia' necesitaba pasar tiempo en la pista para continuar evaluando las evoluciones aportadas a sus coches el pasado fin de semana.

Con 16 vueltas para el finlandés Kimi Raikkonen, que cedió su asiento por la mañana a Robert Kubica, y 9 para el italiano Antonio Giovinazzi, fue Alfa Romeo el que dio más vueltas en esa sesión acortada.

Los cronos más representativos fueron por lo tanto los de la primera sesión.

Los terceros ensayos libres en Hungría están programados para las 12:00 del sábado (6:00 hb) y la sesión de clasificación a las 15:00 (13:00 hb).

La meteorología se anuncia de nuevo fresca y cubierta de nubes, con riesgos de lluvia.

"Triple header"

Este fin de semana en Hungría es el tercer consecutivo con Gran Premio de Fórmula 1, después de los dos celebrados en Spielberg (Gran Premio de Austria y Gran Premio de Estiria).

Es una muestra de cómo de cargado se presenta el calendario, que hasta septiembre tendrá nueve carreras en once semanas, para compensar el tiempo perdido por el parón forzado por la pandemia del nuevo coronavirus.

"Después de haber esperado tanto para comenzar la temporada, todo el mundo está todavía muy entusiasmado", aseguraba Lewis Hamilton el jueves, antes del Gran Premio de Hungría.

"No es un problema por el momento, pero podría ser en los dos próximos triple headers (término inglés para estos tres fines de semana encadenados con carreras) del calendario" en agosto y septiembre", admitió Hamilton, vigente campeón mundial.

La temporada, que debía comenzar en marzo en Australia, no pudo arrancar hasta julio en Austria.

En el pasado, los actores de la Fórmula 1 se negaron a un "triple header", a encadenar tres semanas con carreras, pero la pandemia ha obligado ahora a apretar el calendario.

Entre los circuitos de Austria y Hungría hay apenas 400 kilómetros, lo que ayuda a la cuestión logística.

El próximo "triple header" comenzará en agosto (2 y 9) con dos carreras en el circuito de Silverstone, en Gran Bretaña, y luego se encadenará con una en Montmeló (Barcelona, España).

Tras una semana de descanso, se encadenarán de nuevo otros tres Grandes Premios en tres semanas, en Spa-Francorchamps (Bélgica), Monza (Italia) y Mugello (Italia).