Escucha esta nota aquí

El hecho de que Ott Tanak este a un paso de coronarse campeón mundial de la WRC, hace que los aficionados lo visiten en gran cantidad en boxes. El espacio que ocupa el equipo Toyota es el preferido de la gente, ya que para muchos es inminente que el estonio logre el título mundial este fin de semana, aún sin ganar el Rally de España.

Tanak está muy cerca de romper la hegemonía de los franceses Sebastién Loeb, que ha sido campeón nueve veces consecutivas entre 2004 y 2012, y Sébastien Ogier, que lleva seis títulos seguidos en su haber entre 2013 y 2018.

No solo los fanáticos al automovilismo quieren estar cerca de Tanak y de su máquina, sino también los medios de comunicación, que dan cobertura a esta carrera que se disputa desde el viernes en la ciudad de Salou.