Escucha esta nota aquí

Con una vasta carrera en el atletismo, ganadora de medallas nacionales e internacionales gracias a romper récords en salto alto, incluso los de su propia marca, Carla Lorena Ríos nuevamente fue seleccionada para participar en un evento internacional y una vez más recibe la triste noticia de que la Federación Atlética de Bolivia (FAB) no puede cubrir sus pasajes. Solo pueden financiar los boletos de Valeria Quispe, de Tarija, y de Sebastián Vargas, de Cochabamba, del listado de los ocho seleccionados.

“El 24 de abril hemos mandado una carta firmada por cuatro atletas al Viceministerio de Deportes y aún no tenemos respuesta. El pasaje cuesta 2.600 dólares, el alojamiento y comida nos da la organización del evento”, comentó la joven atleta de 24 años con mucho pesar por el poco tiempo que queda para poder organizar el viaje. Admite que, si no consigue ayuda, no podrá viajar. 

Anteriormente ella ya tuvo que recurrir a la venta de queques para poder pagar su pasaje a Colombia. Gracias a que su historia salió en los medios de comunicación, el Gobierno pagó los boletos, pero no siempre ha sido así, su entrenador David Cortez comenta que, para llegar a Trujillo, Lima tuvieron que viajar cuatro días por tierra ya que apenas pudieron conseguir los recursos para comprar boletos en flota.

“Ella se esfuerza, entrena, se prepara para los campeonatos y cuando toca salir no hay fondos. El gobierno nos dice que no hay plata para atletismo. Es triste, penoso, una tragedia para nosotros”, lamenta Cortez, quien dirige el Club de Atletismo 'David Cortez'.

Carla Lorena es egresada de la carrera de Administración de Empresas de la Universidad Nur. Este será el último año que se dedicará a nivel profesional en el atletismo.



Comentarios