Escucha esta nota aquí

El momento que todos esperaban por fin llegó. Hoy se dará el puntapié inicial a la XI versión de los Juegos Suramericanos con la gran inauguración en la ciudad de Cochabamba, donde la ilusión de los atletas bolivianos por conseguir una medalla está por encima de todas las dificultades que tuvieron en su preparación para disputar uno de los eventos más importantes del continente.

Pese a las constantes críticas a las autoridades (Ministerio de Deportes y Comité Olímpico Boliviano) por falta de apoyo económico, los deportistas están empeñados en dar su mejor esfuerzo en las diferentes disciplinas que participarán para tratar de ganar una presea.
En ese sentido, la esperanza nacional está puesta en los atletas más destacados que tiene el país como Karen Tórrez y José Quintanilla (natación), Camila Mercado (aguas abiertas), Ángela Castro y Ronald Quispe (marcha), Alinny Delgadillo (atletismo), Aldo González y Grace Conley (impulsión de bala), Federico Zeballos (tenis) y la selección de raquetbol, compuesta por Roland y Carlos Keller, Conrrado Moscoso, Kadim Carrasco, Jenny Daza, Angélica Barrios, Valeria Centellas y Yasmani Sabia.

Mientras que en las disciplinas de tiro deportivo, bicicross, golf, ecuestres y squash se espera que los equipos puedan dar una sorpresa ganando alguna medalla.

Pese a las bajas notables de Hugo Dellien (tenis), Bruno Rojas (atletismo) y Óscar Soliz (ciclismo) –por diferentes motivos–, el Comité Olímpico Boliviano, a la cabeza del titular Marco Arze, tiene la esperanza de que 10 disciplinas sean las que pueden lograr el oro, pues él sabe de la dificultad que tuvieron los diferentes deportistas para encarar su preparación con miras a estos Suramericanos.

Las quejas por falta de recursos económicos fueron el común denominador en la previa de los juegos, pero a prácticamente horas de la inauguración, los miembros de cada equipo prefieren centrarse en los entrenamientos, pues están a nada de entrar en acción y competir ante rivales que vienen por el primer lugar.

Es una competencia muy dura porque son 14 los países que lucharán por una medalla, estamos en un  nivel y espero que en estos juegos podamos lograr la medalla para el pueblo boliviano”, manifestó Karen Tórrez, abanderada del equipo nacional, que espera brillar en su tierra, al igual que muchos de los atletas que sueñan con ganar en casa.

Está previsto que hoy el Ministerio de Deportes haga entrega a los deportistas del uniforme oficial para la ceremonia de inauguración, que será a partir de las 19:00 en el remodelado estadio Félix Capriles y que contará con la presencia de 20.000 personas, pues las entradas están agotadas para ser testigos de la fiesta deportiva en el ‘corazón del sur’.

No será nada fácil

Más allá de las expectativas de los deportistas nacionales por lograr una medalla, la realidad es que no será una tarea sencilla ni en las disciplinas con más chances, pues países como Argentina, Brasil, Colombia y Venezuela arribaron a la Llajta con el objetivo de imponerse en los juegos. 

Ese es el caso de los raquetbolistas Mario Mercado (Colombia), María José Vargas y Natalia Méndez (Argentina), que optan por el oro, mientras que Isabel Arcila es la principal retadora de Karen Tórrez, en natación. Carlos Oquendo, de Colombia, también luchará por el oro en BMX.

La peruana Kimberly García buscará el oro en marcha. Luis Montaño no la tendrá nada fácil ante José Uribe, en golf. La gimnasta chilena Simona Castro y la selección venezolana de fútbol sub-20 serán igual duros rivales.

Comentarios