Escucha esta nota aquí

La cuarentena que comenzó a mediados de marzo y que ahora se lleva a cabo en Bolivia de forma dinámica provoca muchos efectos negativos en los deportistas y en la población en general. La sicóloga deportiva Tusnelda Flores, que tiene casi 20 años de experiencia en su rubro, puntualiza cuáles pueden ser esos efectos, pero al mismo tiempo aconseja qué se puede hacer para no ser presa fácil.

El estar en cuarentena puede provocar estrés, saturación emocional y sicológica, e incertidumbre, ya que hay un cambio drástico en las actividades. Las primeras etapas fueron el cómo adaptarse al espacio físico de la casa. A un principio había imaginación para pasar las jornadas, pero con el pasar de los días baja la iniciativa y las personas comienzan a preocuparse porque crecen los casos de coronavirus, hay duelo y mucha tristeza, eso llega a originar disminución en la motivación, aumenta la preocupación y angustia”; dijo Flores.

Definitivamente el encierro provoca que no haya positivismo, contamina la parte mental, emocional y corporal. Por eso la profesional considera clave no dejarse llevar por los estímulos auditivos y visuales que, por ahora, no son positivos y angustian.

El ser humano capta más la angustia que aquello que nos entretiene bien y eso repercute en el nivel físico, porque ya no se hace actividad como antes. Hay perturbación mental y por todo eso es difícil, en el caso de los deportistas, volver a la práctica con normalidad debido a que corre el riesgo de lesiones”, expresó la sicóloga deportiva.

Tusnelda Flores tiene la experiencia de haber trabajado en la academia Tahuichi Aguilera, en clubes como Oriente Petrolero, Blooming y actualmente en Royal Pari, además, individualmente, trata a deportistas que compiten a escala mundial como los pilotos Juan Carlos Salvatierra, los hermanos Marquito y Bruno Bulacia; las raquetbolistas María José Vargas, Natalia Méndez y Micaela Meneses; el tirador Rudolf Knijnenburg, entre otros. Entiende que en la adversidad y la crisis se pueden sacar cosas positivas.

“Todo momento de crisis puede ser la oportunidad de tener un crecimiento, eso puede ser lo positivo. Este momento tiene que ser privilegiado para la estructura metal y sicológica de los deportistas y de la gente en general. Saliendo de esta crisis se va a trabajar más en ña cabeza que en el aspecto físico”, asegura Flores.

Agregó que este es un momento crucial, ya que la paciencia, tolerancia y responsabilidad, entre tantas cosas, son áreas importantes para trabajar, pues eso hará que suban las defensas y afecte levemente cuando llegue el momento de enfrentar dificultades, porque las personas estarán adecuadas a la adversidad.

Flores ofrece una serie de consejos para que las personas puedan sobrellevar el encierro generado por el coronavirus. Propone, entre otras cosas, que cada deportista debe ser su propio termómetro y su fiscalizador para saber su evolución.

También cree necesario alimentar el aspecto espiritual porque ofrece fe, confianza, calma, seguridad y el bienestar que toda persona requiere lo cual repercute en el hogar. Es necesario estimular las conductas saludables, como planificar entrenamientos con disciplina.

Aconseja que se debe mantener una buena comunicación con los demás, conversar con personas que hacen sentir bien y son motivadoras. La buena alimentación es clave, porque a través de la buena nutrición el cuerpo está saludable. Las personas deben seguir lo que su especialista del área le recomienda.

La hidratación forma parte del buen hábito sean deportista o no. Ayuda a sentirse mejor en lo mental y corporal. Las personas que realizan actividad física son ejemplos a seguir, pues dejan huella entre sus seres queridos y entre las personas que las conocen.

Se debe descansar muy bien. Dormir bien es reparador y brinda valores saludables para la mente y el cuerpo. Provoca menos irritabilidad e intolerancia, lo que a veces se origina debido a la falta del adecuado descanso. Los juegos lúdicos son sumamente importantes ya que generan buen ánimo y un buen clima en lo personal y a escala familiar.

La lectura es otro beneficio, porque estimula el conocimiento, la memoria, el lenguaje, la concentración, la imaginación y la visualización. También es importante tener una actividad de relajación como parte de la motivación. Se puede hacer yoga, meditación y estiramiento. Los tiempos de inicio de entrenamiento como el cierre forma parte de esta etapa.

Es necesario llevar a cabo nuevas actividades, como aprender a cocinar, bailar, hacer manualidades, hablar un nuevo idioma. Ese tipo de cosas estimula y ayuda a descubrir nuestras habilidades.

La práctica de atención plena es una estimulación a las tareas actuales, en ese sentido es bueno hacer tareas con diferentes motivaciones mientras se va elaborando. Pueden ser estímulos auditivos para la acción como hacer ejercicios con música. Lo mismo puede hacerse si se ponen a realizar otras actividades, ya que el objetivo es que estimule el buen momento y genere un clima agradable.

Es necesario buscar mensajes optimistas ya sea viendo televisión, leyendo un libro o viendo una película, porque el objetivo es alejarse de lo que genera ansiedad, temor, angustia u otros miedos que puedan descompensar y que no aportan.

Aprovechar la tecnología con los niños

Carola Durán, egresada de la carrera de Sicología con experiencia en trabajo con niños y elegida la mejor taekwondista de Santa Cruz en 2012, nos da algunos consejos para que los más chicos de la casa, aquellos que están en colegio, sepan sobrellevar la cuarentena.

Para que el desarrollo social del niño no se vea afectado es favorable el uso de la tecnología, como llamadas o videollamadas con sus amigos.

Otra manera que tienen de interactuar con sus pares es por medio de juegos online en el cual también se pueden escribir, ver y dialogar.

Las clases online que muchos niños vienen llevando a cabo son favorables, porque interactúan con sus profesores y compañeros.

Es importante que los niños hagan ejercicio en casa. Los padres deben motivar a sus hijos, pero no deben confundir la motivación con la presión.