Escucha esta nota aquí

El pensador y sociólogo francés Alain Touraine mostró hoy su "pesimismo" por el futuro de Iberoamérica, región a la que considera "incapaz de tomar decisiones", una situación que cambiaría si existieran más apoyos para el pensamiento social.

En declaraciones a la agencia EFE antes de inaugurar en la Universidad de Salamanca el VIII Congreso del Consejo Europeo de Investigaciones sobre América Latina (Ceisal), el sociólogo reconoció que siente ese "pesimismo" al comprobar la "desorganización, fragmentación e incapacidad de tomar decisiones" del continente.

Desde hoy cerca de 1.800 expertos analizarán los Tiempos post-hegemónicos: sociedad, cultura y política en América Latina, en un evento organizado por el Instituto de Iberoamérica de la Universidad de Salamanca.

Los asistentes, procedentes de 19 países, analizarán la situación de la región y los principales retos a los que se enfrenta desde distintas disciplinas relacionadas con las ciencias sociales y las humanidades.

Touraine explicó que en la actualidad la sociedad vive un momento "totalmente dominado por los intereses económicos" y en el que el pensamiento social ha desaparecido, por lo que, como sociólogo, reclamó defenderlo.

Esa visión pesimista por el futuro de América Latina fue compartida por el presidente del Consejo Europeo de Investigaciones Sociales de América Latina (Ceisal), Carlos Quenan, quien señaló que el denominado "brexit" -la salida del Reino Unido de la Unión Europea- es una de las causas que pueden hacer tambalear a la región latinoamericana.

"Seguimos con preocupación esta salida del Reino Unido porque a corto plazo puede perjudicar a Iberoamérica por la inestabilidad de los activos financieros", apuntó.

Para Quenan, la situación económica en Latinoamérica es complicada debido a "la cercanía de una recesión" y a un "cambio de ciclo", aunque en términos políticos ha mostrado una mayor confianza sobre todo por "el momento en el que se encuentran" las relaciones con Europa, con China o con Estados Unidos.