Escucha esta nota aquí

India, Estados Unidos, Brasil y Sudáfrica están registrando los mayores aumentos de casos de Covid-19 desde principios de julio.

Estos cuatro gigantes económicos están todavía muy lejos de alcanzar el "pico" de la pandemia, según los expertos.   

Estados Unidos

Estados Unidos, con 328 millones de habitantes, es el país con el mayor número de contagios, con más de 50.000 casos por día desde principios de julio y ya más de 140.000 muertes, es decir, 413 por millón de habitantes, según los cálculos de la AFP a partir de datos oficiales.

Acumuló hasta la fecha más de 3,5 millones de casos y en 40 de los 50 estados el número de contagios está en aumento. California, el primer estado del país en imponer un confinamiento en marzo, decidió el martes cerrar bares, salas interiores de restaurantes, cines y zoológicos.

Un primer pico se produjo a mediados de abril, seguido de una "meseta", antes de una nueva aceleración a partir de mediados de junio. Por lo tanto, se considera que Estados Unidos permanece en medio de la primera ola.

El virus, que entró por el noroeste y el noreste avanza ahora rumbo al sur y el oeste del país. Los estados más afectados son Texas, Florida, Arizona y California.

Al igual que en India, los expertos estiman que este país federal tiene dificultades para combatir la epidemia debido a la heterogénea respuesta de los estados. Los confinamientos se aplican con políticas diferentes y, aunque Nueva York parece ahora estar a salvo, el virus se reforzó en otros lugares.

El presidente Donald Trump "politizó" la ciencia, suscitando polémicas en torno a la mascarilla, que durante mucho tiempo se negó a usar, y evocando conspiraciones en torno al Covid-19 con el fin de debilitarlo. 

Los estados no afectados se han abstenido de tomar medidas, suavizando el confinamiento, lo que relanzó la expansión del virus.  En los estados con más casos, más del 5% de las personas sometidas a pruebas están infectadas, muy por encima de los umbrales recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

A este ritmo, hasta 40 millones de personas podrían contraer el coronavirus antes de fin de año.

Brasil

La primera economía de América Latina (209 millones de habitantes), dirigida por Jair Bolsonaro desde octubre de 2018, se acerca a los 2 millones de casos y ya más de 70.000 muertes.

La tasa de mortalidad es de 354 por millón de habitantes, pero los especialistas estiman que el número real de casos podría ser hasta diez veces mayor y el de muertes, hasta el doble.

Los estados amazónicos del norte, territorios de muchos pueblos indígenas con débiles defensas inmunitarias, están en primera línea.  Y, entre los 27 estados brasileños, San Pablo y Río de Janeiro (sudeste) registran el mayor número de contaminaciones. Río de Janeiro tiene una tasa de mortalidad particularmente alta (665 por millón de habitantes). 

Se observa un aumento de casos en los estados del sur, hasta ahora no afectados. "No puedo visualizar una meseta real", de la curva, declaró el 10 de julio a la AFP Domingos Alves, coordinador del Laboratorio de Investigación sobre la Salud (LIS) de la Facultad de Medicina de Ribeirao Preto. "El número de contaminaciones seguirá aumentando hasta octubre-noviembre, con fluctuaciones", considera. 

Las demoras en la adopción de medidas preventivas y la falta de pruebas se han visto agravadas por la politización de la pandemia. Jair Bolsonaro, que contrajo la enfermedad, llevó a cabo una campaña incansable contra los gobernadores que impusieron medidas de confinamiento en nombre de la supervivencia de la economía.

India 

La quinta economía mundial, con 1.300 millones de habitantes, podría superar pronto el umbral del millón de casos de Covid-19. Si el número de muertes sigue siendo muy bajo -17 por millón de habitantes, comparado con 663 en el Reino Unido- la pandemia galopa desde principios de julio.

El gobierno de Narenda Modri decidió el martes reconfinar a los 125 millones de habitantes del gran estado de Bihar (norte), donde se encuentra Bangalore, hasta el 31.

Los estados más afectados son Maharashtra (oeste), donde se encuentra Mumbai y sus famosos estudios de Bollywood, y Tamil Nadu, al sur. La capital Nueva Delhi concentra más de una décima parte de los casos.

"El pico de la ola, según mis previsiones, será a mediados de agosto. Pero otros científicos evocan los meses de octubre, noviembre o diciembre", explica a la AFP el virólogo T. Jacob John. "Muchas razones explican el brote, como las escasas pruebas de detección y la gestión muy heterogénea por parte de los estados y de las ciudades. La falta de centralización (de datos) hace difícil predecir la trayectoria del virus y el epicentro cambia de un estado a otro", añade el biólogo Samit Bhattacharyya, profesor en la universidad privada de Shiv Nadar University.

Sudáfrica

La segunda economía africana después de Nigeria y sus cerca de 58 millones de habitantes registra un verdadero brote de casos, con más de 8.000 contagios por día desde principios de julio, elevando el total a más de 300.000, según los datos recogidos por la AFP de una fuente oficial. 

El domingo, el presidente Cyril Ramaphosa destacó "la fuerza y la velocidad de progresión" del virus, fuente de "gran inquietud". Volvió a imponer un toque de queda y suspendió la venta de alcohol. 

A mediados de julio las provincias más afectadas son Gauteng, donde se encuentran Johanesburgo, centro económico y financiero, y la capital Pretoria. Un poco más de un tercio de los casos se concentran allí. La provincia del Cabo Occidental, tan apreciada por los turistas, cuenta con 30% de los casos.

El Kwazulu Natal, donde el paciente cero que llegó el 5 de marzo de Italia fue identificado, concentra cerca del 10% de los contagios.

"Estamos viendo un aumento muy rápido en Johanesburgo y anticipamos que continuará durante varias semanas", dijo a la AFP el epidemiólogo Salim Abdool Karim, asesor principal del gobierno sobre Covid-19.